Despliega el menú
Aragón

ARAGÓN/SANIDAD

Noeno sostiene que las nuevas tecnologías pueden salvar el sistema sanitario

La consejera Luisa María Noeno subrayó la importancia que tienen las agencias de evaluación tecnológica para los responsables de planificar y gestionar la sanidad de un territorio.

La consejera de Salud y Consumo del Gobierno de Aragón, Luisa María Noeno subrayó que las nuevas tecnologías ofrecen la posibilidad de garantizar la sostenibilidad económica del sistema sanitario, al tiempo que permiten cubrir las prestaciones solicitadas y con calidad.

Conseguirlo "requiere --continuó Noeno-- que trabajemos bien todos" en la implementación de estas tecnología, "los que gestionamos el sistema sanitario, los profesionales, las empresas fabricantes de tecnología y las Agencias de Evaluación de Tecnología".

La consejera se dirigió así a los asistentes a la VIII reunión científica de la Asociación Española de Evaluación de Tecnologías Sanitarias (AEETS) que se celebra los días 12, 13 y 14 en el Edificio Paraninfo de Zaragoza. Luisa María Noeno inauguró estas jornadas nacionales junto al rector de la universidad de Zaragoza, Manuel López, y el presidente de AEETS, Juan del Llano.

La consejera Luisa María Noeno subrayó la importancia que tienen las agencias de evaluación tecnológica para los responsables de planificar y gestionar la sanidad de un territorio. Estos organismos elaboran informes analizando el impacto de una nueva tecnología tanto en el ámbito médico, como en el social y en el económico.

Noeno valoró positivamente que estas agencias incorporen el criterio de coste-eficiencia en sus análisis, teniendo en cuenta tanto su precio de coste, como su mantenimiento y su vida útil. Valoran también lo que su incorporación mejora la eficiencia del servicio que se ofrece al cliente. De la misma manera, también elaboran informes sobre el correcto uso de las mismas y su mantenimiento.

Uno de los peligros que, a juicio de la consejera, supone la incorporación de nuevas tecnologías, es que en muchas ocasiones la incorporación de una herramienta no sustituye a otras, sino que pasan a incrementar "la cadena diagnóstica preexistente lo que provoca más gasto y más espera para los pacientes", por lo que en ocasiones puede ser contraproducente.

Asimismo, destacó que la regulación a la incorporación puede tener efectos negativos en algunos de los agentes implicados, como la desincentivación de las empresas que fabrican e incluso puede provocar el descontento de usuarios y profesionales "que quieren tener a su disposición el ultimo aparato del mercado".

Por último, Luisa María Noeno subrayó que las nuevas tecnologías deben de tener "consideraciones éticas sociales" y servir "no sólo para obtener el mejor diagnóstico posible sino para ofrecer a todos los pacientes las mismas posibilidades".

A este respecto, la consejera señaló que en los últimos años se han detectado "variaciones en la utilización de las tecnologías más allá de lo esperable", por diferencias en la mentalidad de la población o incluso por los propios profesionales.

Estas variaciones se especifican en el 'Atlas de variaciones de la práctica médica' publicado por el Instituto Aragonés de Ciencias de la Salud, "una poderosa herramienta que pone de manifiesto que los problemas sanitarios no se resuelven igual", subrayó.

El encuentro científico que se celebra estos días en Zaragoza y que reúne a más de 100 profesionales en evaluación de tecnologías médicas, tratará en diferentes mesas redondas cuestiones relativas a determinadas terapias (como las oncológicas o las coronarias) cuestiones técnicas y también aspectos sobre los criterios de evaluación. Este congreso nació en 1994 y tiene caracter bienal, celebrándose en sus dos últimas ediciones en Madrid (2004) y Sevilla (2006)

Etiquetas