Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

REIVINDICACIÓN LABORAL

La jornada continua irá a la mesa sectorial

El jueves 17 se reunirán con el Departamento de Educación y propondrán iniciar conversaciones.

Dos maestras, el jueves en la movilización celebrada en la plaza de España de Zaragoza.
La jornada continua irá a la mesa sectorial
ARáNZAZU NAVARRO

Los sindicatos de enseñanza y los representantes del Departamento de Educación se reunirán el próximo día 17 en una Mesa Sectorial en la que los primeros aprovecharán para tratar de abrir una negociación sobre el derecho a elegir la jornada escolar. Esta demanda llega tras la movilización el jueves de unos 300 maestros que fue convocada a través de la red social 'Facebook', pero no contó con el respaldo de los representantes sindicales. Estos compartían la reivindicación, pero no la concentración.

Para ellos, en este momento, la causa debe defenderse en los despachos. Y allí lo harán el jueves. En la cita con la Administración, solicitarán que se respeten los artículos 120 y 124 de la Ley Orgánica de Educación (LOE), que establecen la posibilidad de que colegios e institutos elijan la jornada. Tratarán, además, de que esto quede plasmado en la norma autonómica de educación, todavía en trámite parlamentario (el periodo de alegaciones se ha prorrogado 15 días).

«Todas las formaciones de la Mesa estamos de acuerdo en que ese articulado debe desarrollarse y aplicarse en Aragón», explicó Manuel García Zamarreño, de STEA. Este añadió que en su caso, tratarán de defender, además, que no solo pueda elegirse una jornada continua o partida, sino que, independientemente de eso, a todos los profesores se les deje optar por un horario laboral u otro.

Pese a la voluntad de abrir la negociación, los sindicatos representados en la Mesa Sectorial de Educación (CSIF, CC. OO., UGT, STEA y CGT) saben que la posición de la DGA ante esta exigencia es firme y que, de momento, no se vislumbran resquicios para modificar la norma. Educación marca que deben impartirse cinco horas lectivas al día, divididas en sesiones de mañana y tarde, con un intervalo que las separe de al menos dos horas. Por la tarde, tiene que haber como mínimo hora y media de clase.

El peso de la decisión

Si prosperase una negociación, además del cambio de jornada, habría que tratar sobre los requisitos que deben cumplirse para esa modificación. Esto es, el peso que profesores y padres tengan en esa decisión. Ahora, para que una escuela pueda cambiar sus horarios debe seguir tres pasos. Primero, el equipo directivo propone la modificación. Debe plantearlo en el último consejo escolar del curso anterior. Es decir, un centro que haya cambiado el horario a partir de septiembre, lo debía haber planteado ya en junio. Para que salga adelante basta obtener una mayoría simple. Dado que los profesores son más que los padres en este órgano (y el director tiene voto de calidad), la medida puede prosperar pese a la oposición de las familias. Una vez que el consejo escolar le da luz verde, la propuesta se remite a Educación.

Etiquetas