Despliega el menú
Aragón

CONFLICTO ECLESIÁSTICO

Los obispos catalanes acatan la devolución

Por primera vez, solicitan "que se puedan cumplir" las sentencias vaticanas que obligan a Lérida a la devoluciónTambién proponen que se alcance "una solución acordada" para el disfrute conjunto del arte.

Un momento de la reunión de los obispos catalanes celebrada esta semana.
Los obispos catalanes acatan la devolución
CONFERENCIA EPISCOPAL TARRACONENSE

Devolver los bienes, pero con un convenio para compartirlos. Este es el acuerdo alcanzado esta semana por los responsables de las diez diócesis catalanas en respuesta a la orden del nuncio del Vaticano, Renzo Fratini, para que respaldaran el pacto firmado el pasado mes de octubre por los obispos de Barbastro-Monzón y Lérida, en el que se volvía a reconocer la propiedad aragonesa de las 112 obras y la obligación de cumplir las sentencias de la Santa Sede que decretan su entrega.

Esta es la primera vez desde que se inició el litigio hace quince años que la curia de la comunidad vecina se pronuncia en este sentido, puesto que hasta ahora las únicas declaraciones públicas habían sido de apoyo al obispado de Lérida, que durante más de una década ha desafiado a Roma y se ha resistido activamente a acatar sus mandatos. Ahora, se han visto forzados a obedecer la petición formulada expresamente por el cardenal Tarcisio Bertone, secretario de Estado del Vaticano.

Y es que no todos los prelados estaban por la labor de apoyar la postura oficial de la Iglesia sobre este asunto, como reconoció el propio nuncio hace unas semanas, puesto que, según dijo, dos de ellos habían mostrado sus reticencias. Finalmente, esta semana se ha llegado a un acuerdo en el transcurso de la reunión ordinaria de la Conferencia Episcopal Tarraconense, que aglutina a todos los obispos catalanes.

Así, en uno de los puntos del comunicado final, los responsables diocesanos piden "que se puedan cumplir las decisiones emanadas de la Santa Sede sobre estos bienes eclesiásticos", si bien evitan valorar a quién corresponde la responsabilidad de no haber hecho efectiva la devolución hasta el momento. En este sentido, cabe recordar que el acuerdo más reciente firmado entre Barbastro y Lérida incluía el compromiso de sus dos titulares, Alfonso Milián y Joan Piris, respectivamente, de "remover los posibles obstáculos jurídicos" para zanjar el conflicto, en referencia a las trabas legales esgrimidas por la Generalitat para retener las obras.

En relación a este pacto, los obispos señalan que lo apoyan "por el bien de la comunión entre sus Iglesias hermanas, con estrechos vínculos más que centenarios". Por ello, solicitan asimismo "que la solución acordada que se pueda encontrar respete siempre el uso compartido" de este patrimonio.

 

"Los prestaré si los tengo"

A este respecto, Alfonso Milián se reafirmó ayer en la postura que tantas veces ha repetido: "Siempre he dicho que prestaré los bienes a Lérida y a quien los pida, como propietario que soy, pero con la condición previa de disponer de ellos". Además, recordó que "dentro del acuerdo que firmamos con Piris hay un punto que hace referencia a la colaboración y apunta varias posibilidades para compartir las obras, y yo lo cumpliré a rajatabla".

El titular de Barbastro-Monzón se mostró "satisfecho" por el hecho de que finalmente se haya logrado un pronunciamiento unánime de sus homólogos catalanes, si bien, en su opinión, "era de esperar que así lo hicieran".

Y aunque no queda reflejado en el comunicado, un portavoz de la Conferencia Tarraconense subrayó ayer que, al igual que ha sucedido en otras ocasiones en que se ha abordado el litigio del arte en el seno de este órgano, el pleno mostró su total apoyo al obispo de Lérida.

En cuanto a si los prelados han firmado o firmarán un documento para dejar constancia de su postura, tal y como les pidió el nuncio, el portavoz explicó que "han decidido hacer esta declaración pública y de momento no hay previsto nada más", si bien tampoco descartó que en el futuro se lleve a cabo alguna otra acción en este sentido.

Etiquetas