Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

PRIMERAS NIEVES

Las estaciones y los hosteleros ajustan sus precios para hacer frente a la crisis

Algunos empresarios reducen los días de temporada alta, otros mantienen las tarifas y otros preparan ofertas

Las estaciones y los hosteleros ajustan sus precios para hacer frente a la crisis
Las estaciones y los hosteleros ajustan sus precios para hacer frente a la crisis
ARAMÓN

las estaciones de esquí y los empresarios hosteleros buscan fórmulas para ajustar al máximo sus precios en la nueva temporada de esquí y tratar de paliar así los efectos de la crisis. Mientras el grupo Aramón apuesta por crear una oferta de servicios lo más variada posible que se acomode a todo tipo de bolsillos, instalaciones como Candanchú mantienen las tarifas del año pasado y hoteles como los del valle de Benasque apuestan por reducir el número de días de temporada alta.

 

"El objetivo es que nadie se quede sin esquiar por no poder pagarlo -explican fuentes del grupo aragonés de la nieve-. Nuestro equipo de Marketing ha estado trabajando mucho para poder ofrecer paquetes y ofertas que se adapten a las necesidades de todos los sectores de la población".

 

En este sentido, Aramón oferta desde su abono de temporada para todas sus estaciones por 675 euros (542 para infantiles o veteranos) hasta pases para una tarde (16/13) o incluso para esquiar por la noche ((10,5). "Puede que haya gente a la que la crisis no le permita pasarse un fin de semana entero esquiando, pero seguro que alguno de nuestros productos se ajusta a su presupuesto", indican desde el holding.

 

En Candanchú, los precios de los abonos se mantienen. "No han subido prácticamente nada e incluso se ha hecho alguna oferta especial, tanto para los pases de temporada como para los de varios días", explican desde esta estación. Los más previsores serán los que más podrán ahorrar, con descuentos de hasta 65 euros. En todo caso, la mayoría de los esquiadores que sacan el 'forfait' para toda la campaña podrán acogerse a la tarifa de "propietario", que engloba a todos aquellos aficionados con vivienda en propiedad o en alquiler en la Jacetania.

 

Los abonos de Candanchú se pusieron a la venta hace pocos días, pero fuentes de este complejo invernal aseguran que ya hay un movimiento "similar al de otros años". "La gente espera al último momento", añaden.

 

En Astún, los precios se mantienen para aquellos pases de día que se compren por internet. Los que se adquieran en taquilla subirán ligeramente. "Con ese aumento pretendemos primar la compra por la red, pero es que hacía tres años que no subíamos los precios", recuerda el director comercial, Andrés Pita. En esta estación los abonos de temporada se han encarecido un 3%, aunque para aquellos que ocupen un apartamento en el valle -la gran mayoría- el precio se reduce en 50 euros.

Además, las reservas que se hagan hasta el 15 de noviembre, tendrán un descuento del 10%.

 

Otra de las ventajas para los clientes de Astún y de Candanchú es el acuerdo de comercialización conjunta de pases que servirán para esquiar en ambas estaciones. Por unos 50 euros más de lo que cuesta el abono para una de las dos, los aficionados podrán disfrutar de un dominio esquiable de casi 80 kilómetros.

Calendarios "más agresivos"

En la Ribagorza, los hosteleros han optado por "hacer un calendario mucho más agresivo, con menos semanas de temporada alta", comenta el presidente de la Asociación Turística del Valle de Benasque, Jorge Llanas. Así, han conseguido que los precios sean "más moderados".

 

"En general se mantienen o incluso algunos bajan -explica Llanas-. El año pasado la crisis obligó a hacer ofertas de última hora que no dieron los resultados deseados porque la gente reserva con tiempo. Ahora se ha intentado ajustar los precios desde un principio". Así, han acordado que la única semana de temporada alta será la de Nochevieja.

 

En el valle de Tena, la estrategia se dirige más a la mejora del producto que a la bajada de los precios, que se van a mantener, según explicó el presidente de los hosteleros, Jesús Pellejero. En este sentido, habrá promociones novedosas "muy buenas", en colaboración con Formigal, con el fin de atraer al público familiar. También se harán ofertas para esquiar gratis los domingos para aquellos que acudan durante la semana, y en marzo y abril, las parejas con uno o dos niños se ahorrarán los gastos de hotel, forfait y alquiler de esquís de los pequeños.

 

De momento, las reservas van a ritmo lento, pero los empresarios esperan que se animen en las próximas semanas con la promoción que se hará en diversas ciudades españolas. "Otros veces el puente de fin de año ya estaba prácticamente reservado al 100 por 100 a estas alturas, pero esta vez todavía hay huecos", reconoce Llanas.

 

Desde la Asociación Turística del Valle del Aragón, su gerente, Ángel Bandrés, destaca las excelentes expectativas que supone para el sector hostelero el convenio entre Astún y Candanchú. A pesar de la crisis, Bandrés está convencido de que "esto repercutirá de manera muy positiva en la campaña y facilitará que el nivel de ocupación de todos los alojamientos sea muy superior al de épocas pasadas".

Etiquetas