Aragón
Suscríbete por 1€

PRESUPUESTOS 2010

Larraz propone reducir los grupos de investigación y el rector pide dinero "suficiente"

El consejero de Economía comparece en las Cortes para explicar las cuentas. La oposición dice que la DGA no refleja sus prioridades.

El consejero de Economía y Hacienda, Alberto Larraz, propuso ayer reducir los grupos de investigación de la Universidad. El consejero, que compareció para explicar los presupuestos de 2010 en las Cortes, se escudó en la Estrategia de Lisboa que recomienda agrupar líneas de investigación y hacer grupos más grandes para evitar la dispersión.

 

El rector de la Universidad, Manuel López, que explicó que este asunto lo había tratado con Larraz fuera del debate de presupuestos, advirtió de que esta disminución de grupos no debe ir aparejada de un recorte en la financiación. "Si al decir que recortan los grupos se está diciendo que habrá menos grupos y menos financiación, está claro que yo no estoy de acuerdo", recalcó López, que reclamó "financiación suficiente" para este colectivo. Es más, llegó a decir que es necesario un esfuerzo inversor mayor, puesto que estos fondos son "esenciales" para los grupos.

 

Este fue uno de los asuntos que abordó el consejero Larraz durante su comparecencia. Pero también se refirió a la polémica de la financiación universitaria suscitada estos días. Defendió que la transferencia básica a la institución desde 1999 ha aumentado un 102,7%, mientras el IPC en este periodo ha crecido un 33,9%. Insistió en que la Universidad dispone de remanentes para afrontar el déficit de este año y parte del que viene. Pero, en cualquier caso, se mostró dispuesto a valorar la posibilidad de facilitar que la institución se endeude a mediados del año que viene.

 

No obstante, quiso suavizar sus críticas a la gestión de la universidad y señaló que "no hay mala gestión, sino que hay espacios para mejorarla". Acabó asegurando que las relaciones con el rector son "excelentes".

 

Prisas en la tramitación

Por su parte, durante la comparecencia de Larraz, los grupos de la oposición trataron de desmontar con datos del presupuesto las prioridades marcadas por el Gobierno en las cuentas: la apuesta por las políticas sociales, la revitalización de la economía y el nuevo modelo productivo. Tanto PP, CHA e IU coincidieron, además, en criticar duramente el retraso de 40 días en presentar los presupuestos y lo ajustado de los plazos para tramitarlos en las Cortes.

 

El diputado del PP Manuel Guedea denunció que la austeridad presentada por el Gobierno "es relativa". "La reducción del gasto corriente es porque se ha despilfarrado durante todos estos años o es que este año, los departamentos no van a poder pagar la factura de la luz", se preguntó Guedea, que denunció que no hay proyectos novedosos ni una política fiscal. De hecho, reclamó una bajada de los impuestos. También consideró "preocupante" que se congele la partida para el Instituto Aragonés de Empleo (Inaem) cuando el paro aumenta.

 

El diputado de CHA Chesús Yuste contrapuso la caída en inversión (el 14%) con la bajada en el gasto corriente (6,5%). "Hay más austeridad para invertir que para reducir el gasto en fotocopias", criticó. Yuste lamentó que a la DGA se "le llene la boca con el nuevo modelo de crecimiento". "No lo encontramos en el presupuesto", dijo. Y puso ejemplos: el gasto en investigación y desarrollo cae un 1,34%, un 4,6% el Departamento de Ciencia, Tecnología y Universidad y un 12%, Industria, Comercio y Turismo. CHA, además, abogó por que la DGA utilice su capacidad normativa en política tributaria para apelar a la solidaridad de la rentas más ricas.

 

En este sentido, el portavoz de IU, Adolfo Barrena, también apostó por gravar las rentas más altas en el tramo autonómico del IRPF como medida para obtener más ingresos. Barrena acusó al Ejecutivo autonómico de "destruir empleo" por no hacer oferta de empleo público y no cubrir las vacantes. De hecho, se mostró partidario de aumentar el capítulo de gasto de personal. Barrena también opinó que el gasto social presupuestado es "insuficiente" y denunció que "no se priorizan determindas partidas" como las relacionadas con el empleo y la dependencia.

 

Por su parte, tanto Ana de Salas (PAR) como María Pilar Palacín (PSOE) alabaron la "responsabilidad" de este presupuesto, que por primera vez en la historia se reduce en un 2%. Ante las críticas de la oposición, el consejero de Economía pidió disculpas por el retraso y argumentó que "el presupuesto se ha adaptado a las necesidades más urgentes a costa de diferir o aplazar compromisos que no son necesarios ahora".

 

Plan de reequilibrio financiero

Recordó que no se va a aumentar la presión fiscal a los ciudadanos y que, por eso, se ha apelado a captar más deuda (más de 900 millones de euros). En este sentido, anunció un plan de reequilibrio económico-financiero para reestablecer la estabilidad presupuestaria. Insistió en que se ha aumentado en el global el peso de las políticas sociales y que pese a la caída de la inversión, "estamos en niveles pre-Expo".

Etiquetas