Huesca
Suscríbete por 1€

150 efectivos policiales velarán a diario por la seguridad en las fiestas de San Lorenzo

La Junta Local de Seguridad de Huesca ha establecido el dispositivo para las fiestas patrronales, del 9 al 15 de agosto con más vigilancia que en las últimas celebradas (2019) y con refuerzo para el fin de semana

Reunión de la Junta Local de Seguridad de Huesca este miércoles por la mañana.
Reunión de la Junta Local de Seguridad de Huesca este miércoles por la mañana.
Verónica Lacasa

Alrededor de 150 efectivos de los distintos Cuerpos  y Fuerzas de Seguridad de Estado integrarán cada día el dispositivo conjunto para las Fiestas de San Lorenzo de Huesca, del 9 al 15 de agosto. Se prestará especial atención a los actos más multitudinarios. El operativo se ha incrementado respecto a los últimos festejos laurentinos, celebrados en 2019. "Se ha adaptado a los dos días principales y se reforzará durante el fin de semana (13 y 14)", ha indicado el comisario provincial, Fernando Ascaso. 

En el caso de la Policía Nacional, al personal disponible en la capital oscense se sumarán refuerzos de la Unidad de Reacción de Zaragoza, de los grupos de hurtos, de medios aéreos y de la Unidad de Intervención Policial (UIP). Por parte de la Guardia Civil se vigilarán los accesos a la ciudad, especialmente en lo referido a los controles de alcoholemia, para evitar que la gente llegue ya con intoxicaciones etílicas a los espacios de la fiesta. En el casco urbano esta labor corresponderá a la Policía Local. La Policía Adscrita se encargará de impedir la venta de alcohol a menores y el consumo en zonas públicas para frenar los botellones.

La subdelegada del Gobierno, Silvia Salazar, ha agradecido la colaboración de todos los implicados y ha destacado "la coordinación institucional" para garantizar el buen desarrollo de unas fiestas “muy esperadas por todos los oscenses, altoaragoneses y visitantes”. Asimismo, ha invitado “a disfrutar de estos días de alegría festiva de forma intensa, pero también de manera responsable y guiados por el respeto a la convivencia”.

El alcalde de Huesca, Luis Felipe, ha agradecido también la gran coordinación que existe entre Policía Nacional, Guardia Civil, Policía Adscrita y Policía Local y Bomberos

y ha destacado “el papel importante que tendrán Cruz Roja y Protección Civil” en este dispositivo, al que se sumará la seguridad privada en todos los recintos festivos y parques y siempre bajo la gestión de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado. “Podemos vivir una fiesta intensa, pero desde el respeto y la seguridad”, ha recalcado. Según ha dicho, emitirá un bando recordando que está prohibido e vertido de purines y recomendado que se respeten las normas de convivencia. 

María Goikoetxea, directora del Instituto Aragonés de la Mujer (IAM), ha destacado la participación de esta entidad en la Junta de Seguridad como forma para disponer “de todos los mecanismos necesarios para proteger a las mujeres de las violencias machistas, especialmente las que se sufren desgraciadamente en las fiestas”. Por ello ha agradecido “la coordinación para que estas tengan unas fiestas seguras”. Habrá puntos violeta de sensibilización e información y también de atención especializada que estarán atendidos y coordinados por psicólogas. Se está ultimando su ubicación.

En la junta han estado también presentes, entre otros, representantes de la Policía Local, de la Policía Adscrita, la Guardia Civil y la delegación territorial Gobierno de Aragón en Huesca.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión