Huesca
Suscríbete por 1€

Peña Guara acabará el refugio de Nocito con aportaciones extra de los socios

Se inaugurará en 2022, cumpliendo un sueño que ya dura 50 años de contar con un albergue en la sierra de Guara.

Vista aérea de Casa Lardiés y del espacio multiusos, que pronto abrirá sus puertas.
Vista aérea de Casa Lardiés y del espacio multiusos, que pronto abrirá sus puertas.
DPH

El refugio de montaña de Nocito será una realidad en este 2022, cumpliendo así un sueño del club Peña Guara que se remonta casi 50 años atrás. La rehabilitación de Casa Lardíes, un edificio histórico, se terminará gracias a una aportación extra de los socios de 26 euros, que permitirá conseguir los 77.000 euros para cubrir el equipamiento y poder inaugurar el albergue en abril o mayo próximos.

Para no detener la construcción, la Junta Directiva acordó pasar a los socios (solo los adultos) la cuota extraordinaria. Según explicó el presidente, Manolo Bara, la aportación de unas 3.000 personas "permitirá no tener que parar la obra ante los flecos finales". Se ha dado la posibilidad de que quien no pueda no abone el recibo. También de realizar una donación mayor, cumpliendo el deseo de algunos miembros. "Es curioso pero estamos recibiendo algunas de 200, 300 e incluso 1.000 euros", señaló.

Y es que el proyecto lleva acompañando muchos años a Peña Guara. Fue en el año 1973 cuando se compró una casa en estado ruinoso en Nocito para construir un refugio que diera cobijo a los montañeros en tránsito por esta zona tan despoblada de la sierra de Guara. El edificio en ruinas se tiró y empezó una larga negociación de permutas de terrenos con el Ayuntamiento de Nueno, al que pertenece Nocito. En 2018, cuando ya empezaban los trámites para arrancar la obra, se planteó la posibilidad de comprar un edificio antiguo de construcción popular, Casa Lardíes, en la misma localidad y con mejores prestaciones.

La obra, promovida por Peña Guara, supone una inversión de 1.181.916 euros. La rehabilitación de la casa como refugio asciende a 795.055,65, sufragado por el club con una ayuda de 100.000 euros de la Asociación para el Desarrollo Rural Comarcal de la Hoya de Huesca (Adesho). El edificio de tres plantas, con 35 plazas, quiere aprovechar su privilegiada situación en el Parque Natural de Guara y en el sendero de San Úrbez que une el valle de Añisclo y la ciudad de Huesca. Además, se han recuperado elementos tradicionales, como el horno de pan, una cocina con una chimenea típica del Serrablo, el tejado de laja o las paredes de piedra.

Junto al refugio habrá un espacio multiusos para celebración de actos que podrá ser utilizado por el Ayuntamiento y por el club, en el que se han invertido otros 386.860 euros, financiados por la Diputación en su mayor parte, y por el Ayuntamiento, que quiere ser un punto de encuentro para escolares, familias, turistas, montañeros, senderistas o ciclistas. Lo gestionará Peña Guara mediante un convenio de cesión por 55 años renovables con la entidad local. También se ha hecho cargo del coste del equipamiento, con fondos propios y aportaciones sociales y una subvención del Ayuntamiento de Huesca.  

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión