Despliega el menú
Huesca

sucesos

Encuentran muertos a cuatro perros en el interior de una furgoneta en Sabiñánigo

Un quinto animal ha sobrevivido, pese a llevar varios días sin comer ni beber.

El superviviente llegó a la protectora de Jaca con síntomas de desnutrición y deshidratación.
El superviviente llegó a la protectora de Jaca con síntomas de desnutrición y deshidratación.
Asociación Protectora de Jaca

La Guardia Civil está investigando un macabro hallazgo en el interior de una furgoneta en Sabiñánigo. Dentro del vehículo han aparecido los cadáveres de cuatro perros, y un quinto ha sido rescatado con vida. Al superviviente, de raza husky, se le ha trasladado al centro de la Asociación Protectora de Animales de Jaca para que pudiera recuperarse. Ha llegado en muy mal estado, desnutrido y deshidratado, con evidencias claras de que no ha comido ni bebido nada en varios días.

Los hechos se han descubrieron este domingo. La furgoneta llevaba varios días estacionada en la avenida de Sardas de ese municipio pirenaico. Al parecer, el ruido que hacía el superviviente o el mal olor que se desprendía del interior es lo que levantó las sospechas. Algunas fuentes han comentado que este animal estaba suelto dentro del vehículo, no se sabe si porque pudo escapar, y los otros, encerrados en jaulas. 

En el caso ha intervenido la Policía Local de Sabiñánigo, que ha sido la primera que ha recibido el aviso, pero luego se ha puesto en conocimiento de la Guardia Civil, competente para investigar este supuesto caso de maltrato animal. Se están haciendo indagaciones para dar con el propietario o el conductor, ya que podría ser de alquiler. 

La Guardia Civil, junto a la furgoneta donde han aparecido los perros.
La Guardia Civil, junto a la furgoneta donde han aparecido los perros.
Carlos Blas

La protectora de Jaca, ha calificado el suceso de "espeluznante". Su presidenta, Susana Ara, ha explicado que trajeron al perro, al que han llamado Alba, sobre las cinco y media de la tarde. Presentaba "unas condiciones deplorables". "Es una hembra, de 4 o 5 años, y estaba extremadamente flaca, desnutrida y deshidratada, y muy sucia. La hemos desparasitado y bañado y le hemos dado de comer y beber porque estaba muerta de hambre y sed". 

Susana Ara desconocía lo ocurrido respecto a la furgoneta, solo sabía que Alba es la superviviente del suceso y, a tenor de su estado, ha permanecido varios días sin recibir ningún tipo de cuidado.  

Etiquetas
Comentarios