Despliega el menú
Huesca

huesca

Una escuela para 125 niños y niñas keniatas en memoria del oscense Ismael Pascual

La Fundación Vipeika está levantando un centro educativo y nutricional que llevará el nombre de este directivo de Coca-Cola que falleció el pasado mes de junio y cuya solidaridad "inspiró" el proyecto.

El oscense Ismael Pascual Pueyo, directivo de Coca-Cola, falleció el pasado mes de junio tras una larga enfermedad a los 52 años, pero su memoria seguirá viva entre sus familiares y amigos, y también en una escuela a 6.000 kilómetros de distancia que llevará su nombre ya que la Fundación Vipeika está levantando como tributo póstumo un centro educativo y nutricional que atenderá a 125 niños y niñas del norte de Kenia, una de las zonas que sufren mayor hambruna en el mundo. 

"Los sueños, aunque uno se muera, hay que intentar cumplirlos. Y él se fue con el sueño de haber hecho algo en Kenia importante", asegura Silvia Flórez, cofundadora y presidenta de esta fundación que comenzó a construir el centro en junio, con un coste de 35.000 euros, y que está cumpliendo los plazos por lo que espera inaugurarlo el próximo año con la presencia de Paloma, la mujer de Ismael, y sus dos hijos, Hugo y Lorenzo. "Así estará siempre con nosotros", señala.

Silvia Flórez recuerda que su relación con Ismael fue breve, pero muy intensa. Ella iba a viajar el pasado mes de mayo a Kenia para supervisar el desarrollo de los proyectos y dos semanas antes, un patrono le dijo que le había contado a un amigo, Ismael, el trabajo que realizaban en Vipeika y le había emocionado hasta el punto de que quería saber cómo podía colaborar.

Así, concertaron una comida pocos días antes de volar a África con Ismael y con su mujer Paloma "y se enamoró tanto de lo que hacemos, dónde lo hacemos y cómo lo hacemos, que su objetivo era curarse lo antes posible para poder ir allí y ver cómo colaborar". Al día siguiente, le hicieron ya un importante donativo y Silvia Flórez emprendió viaje a Kenia. A los pocos días, la directora de un colegio de Primaria de la zona le comenta que necesitaba ayuda porque le habían mandado 86 niñas al centro pero sin comida. "Entonces, pensé destinar ese donativo de Ismael y de su mujer porque cubríamos hasta final de curso toda la nutrición de las niñas", recuerda. 

Como agradecimiento, les grabó un vídeo improvisado a las niñas dándole las gracias a él y a Paloma y se lo envió por Whatsapp, aunque Ismael ya no tuvo tiempo de recibirlo porque murió ese mismo día. Silvia recuerda que recibió la triste noticia por WhatsApp y en ese momento se desató una gran tormenta, pero después "apareció un maravilloso arco iris donde yo vi la imagen de Ismael", asegura. 

Ismael Pascual trabajó en España y México para la compañía.
Ismael Pascual trabajó en España y México para la compañía Coca Cola.
Heraldo

Vipeika tenía entre sus proyectos construir un nuevo centro infantil educativo y nutricional y Silvia decidió que llevaría el nombre de 'Ismael Pascual Nursery'. Situado en Kaegete, en la región Turkana, al norte de Kenia, una de las zonas con más hambruna del mundo, donde la mitad de los niños no llegan a cumplir cinco años porque se mueren de hambre o de sed.

El centro consta de dos aulas con pizarra y pupitres; edificio de oficina, cocina y almacén de alimentos y material escolar; letrinas y vallado de protección. Asistirán 125 niños y niñas de entre 3 y 7 años que recibirán educación y alimentación. "Les damos dos comidas diarias, uniformes, material escolar y salen ya leyendo, sabiendo los números y sumando y restando", destaca Silvia Flórez, que ha pedido a los hijos de Ismael que escriban un texto para explicar quién era su padre, que traducirán al inglés y al suajili para enmarcarlo en las dos aulas con una foto suya "para que todos los escolares que pasen por ese centro conozcan a la persona que nos inspiró a hacerlo". 

Vipeika es una organización sin ánimo de lucro cuyos proyectos se orientan a mejorar su nutrición, educación y desarrollo físico e intelectual de niños y niñas que viven en extrema pobreza. Desde 2011, la Fundación ha construido dos colegios de Primaria donde estudian 1.210 alumnos y cuatro centros nutricionales. El 'Ismael Pascual Nursery' será el quinto. 

Precisamente el próximo 19 de octubre ha organizado una cena benéfica en Madrid que ha agotado ya todas sus plazas con 189 asistentes que ayudará a financiar los gastos de los proyectos que desarrollan en Kenia. Y es que, por ejemplo, el coste de la alimentación y la educación de un niño o niña que asiste a cualquiera de sus centros infantiles y nutricionales es de 5,80 euros al mes.

Etiquetas
Comentarios