Despliega el menú
Huesca

ayuntamiento y subdelegación

La junta de seguridad atribuye a "hechos puntuales" las peleas y los problemas de convivencia en el casco viejo de Huesca

El miércoles se produjo una pelea en la que estuvieron implicados miembros de una banda latina y menas.  

Reunión de la junta de seguridad de Huesca este miércoles en la subdelegación.
Reunión de la junta de seguridad de Huesca este miércoles en la subdelegación.
Pablo Segura

La imagen de dos hombres semiinconscientes con síntomas de haber consumido drogas, junto a una jeringuilla, en la plaza de la Moneda de Huesca, difundida ampliamente a través de las redes sociales; peleas en las que se han visto implicados menas (menores extranjeros no acompañados) y miembros de una banda latina con persecución policial; o conflictos de convivencia en algunas plazas del casco antiguo denunciados por la asociación de vecinos. Estos hechos motivaron la convocatoria de una junta de seguridad ciudadana, a petición del Ayuntamiento, que se ha reunido este miércoles en la Subdelegación del Gobierno.    

Sin embargo, ambas instituciones coinciden en hablar de "hechos puntuales y concretos que han alterado el orden". La concejala de Seguridad Ciudadana, Ana Loriente, ha explicado que los problemas se han abordado desde el punto de vista de los cuerpos policiales pero también de los servicios sociales. Según ha justificado, "más que por los problemas que hay en la calle, la junta se ha reunido por la inquietud que nos ha transmitido la ciudadanía".    

Respecto a la implicación de los menas tutelados por el Instituto Aragonés de Servicios Sociales (en Huesca hay 16), ha reconocido que algunos se han visto implicados en algunas reyertas, "pero no por su condición de menas". Loriente ha confirmado un suceso ocurrido el martes por la noche en la plaza del Burger King, en la que se vieron involucrados miembros de una banda latina y algún menor extranjero no acompañado. Salieron huyendo y fueron perseguidos por la Policía hasta el casco antiguo para tratar de identificarlos. 

"Huesca es una ciudad tranquila y si hay algún problema la Policía lo investigará", ha señalado la subdelegada del Gobierno, Isabel Blasco, quien ha apelado a "la sensatez en el uso de las redes sociales y las fotografías que nos denigran, porque todos tenemos derecho a nuestra imagen". Y ha pedido a los ciudadanos que, si ven algún hecho denunciable, avisen a la Policía. "Una persona tumbada en el suelo es una persona que puede haber tenido un problema. A partir de ahí, avisar a los servicios sanitarios y a la Policía". 

Sobre las denuncias ciudadanas por trapicheo, Blasco ha recordado que el consumo de estupefacientes "no está penado por la ley, sí el tráfico o la venta, y cada ciudadano hace uso de su libertad". El ordenamiento jurídico sí es taxativo respecto a la presunción de inocencia, ha añadido.  

A raíz del incidente en la plaza de la Moneda, los residentes de la zona trasladaron su preocupación a la Asociación de Vecinos del Casco Histórico por los problemas de convivencia vinculados, en parte, a una casa en la que viven dos okupas. La presidenta de la entidad, Violeta Gracia, insistió en que fue "algo aislado que podría haber ocurrido en cualquier otro sitio de la ciudad". Sin embargo, como también han recibido en los últimos meses quejas por conflictos de convivencia en otras plazas de esta parte antigua como Los Fueros o San Pedro, han pedido ya una reunión con el Ayuntamiento para estudiar soluciones. 

Etiquetas
Comentarios