Huesca

huesca

Riegos levanta el veto a la creación de nuevas comunidades en Monegros II

Apoya con condiciones a la puesta en marcha de nuevos regadíos ante la buena marcha de las obras del embalse de Almudévar.

sdr_soft
Imagen de archivo de una asamblea de Riegos del Alto Aragón.
CGRAA

La Comunidad General de Riegos del Alto Aragón ha decidido levantar el veto que puso a la creación de nuevas comunidades de regantes del plan de Monegros II entretanto no tuviera más embalses para garantizar el abastecimiento. La asamblea celebrada ha acordado este martes responder favorablemente a la solicitud de la Confederación Hidrográfica del Ebro de informar sobre las Comunidades del Sifón de Cardiel y la Acequia de la Almolda, como paso previo a que puedan acogerse al decreto de subvenciones para la creación de regadíos. En total supone un incremento de 8.854 hectáreas en los municipios de Fraga, Ballobar, Pina de Ebro y La Almolda.

En 2017, la posición de Riegos, en contra de extender la mancha verde por los secanos del sur de las provincias de Huesca y Zaragoza, si no había más agua para repartir, llevó incluso a posicionarse al Gobierno de Aragón, que acusó a esa organización de impedir la finalización de las obras de Monegros II al bloquear la constitución de algunas comunidades con informes desfavorables ante la CHE, que es quien debía dar la autorización definitiva.

Entonces, el presidente de Riegos del Alto Aragón, César Trillo, replicó diciendo que era la asamblea la que aprobó en varias ocasiones condicionar la ampliación de regadíos a la construcción de nuevos embalses, "porque tenemos la misma regulación ahora con 140.000 hectáreas que cuando regábamos la mitad".

Sin embargo, la asamblea ha cambiado de posición y lo ha justifiicado "en coherencia con la buena marcha en la ejecución del embalse de Almudévar". No obstante, se ponen condiciones. En primer lugar, la decisión quedará sin efecto "si se produce una paralización de las obras del embalse", y además no supondrá la plena integración de las comunidades de regantes "en tanto en cuanto no se pongan las obras en explotación". Tampoco es extensible a la finalización de toda la superficie pendiente, ya que se entiende que esta no será posible "sin una regulación en el eje del río Gállego", es decir la construcción de Biescarrués, y un incremento de regulación interna a través del de la Valcuerna.

Riegos del Alto Aragón ha destacado que, "pese a la polémica" sobre este asunto, es ahora cuando se dan las condiciones. Y su cambio de posición se la ha transmitido personalmente a la presidenta de la CHE, Dolores Pascual, quien participaba en la clausura de la asamblea.

Mejora de la campaña

En ese foro también se ha hablado de la actual campaña de riego. La situación ha mejorado "sustancialmente" por las lluvias y las nevadas. Sin embargo, el tiempo ha dado lugar a consumos elevados, y en espera de nuevas precipitaciones y del deshielo, se ha preferido mantener los cupos establecidos en marzo, "hasta tener la certeza de que se van a cubrir los 120 hectómetros cúbicos necesarios para poder hablar de normalidad".

Etiquetas
Comentarios