Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

Rescatados dos adultos y siete menores atrapados de noche en un barranco

La Guardia Civil auxilia a un grupo de barranquistas franceses en un cañón de Alquézar. En otro accidente una montañera estuvo a punto de caer 600 metros por un nevero.

Rescate de 9 barranquistas, 7 de ellos menores en el barranco del Vero

Dos adultos y siete menores que hacían el descenso del barranco del Vero tuvieron que ser evacuados la pasada noche al quedar atrapados en este cañón de Alquézar, en la sierra de Guara, sin posibilidad de salir por sus propios medios, en un operativo de salvamento que duró ocho horas. Los mayores son un hombre y una mujer de 43 y 49 años y los menores tienen entre 10 y 17 años, todos de nacionalidad francesa.  

Ellos mismos llamaron por teléfono a la Guardia Civil a las 22.00 del lunes. Se les echó la noche encima, estaban perdidos y en una zona peligrosa. Uno tenía una posible lesión de rodilla, otro no disponía de calzado porque se le había roto y algunos miembros del grupo presentaban síntomas de cansancio físico. Por si fuera poco, carecían de frontales y ropa adecuada para estar allí durante la madrugada. 

El salvamento corrió a cargo del equipo de rescate en montaña de Huesca, que se desplazó al lugar a pie, ya que a esas horas no se podía poder hacer uso del helicóptero para acelerar el auxilio. Al buscarlos por una de las vías de escape del barranco, los agentes los localizaron en la parte más alta de una zona rocosa, con un precipicio a cada lado. Cuando los encontraron estaban atados a un pasamanos.

Los guardias les proporcionaron bebida caliente, agua, comida y la ropa que ellos mismos llevaban e iniciaron la evacuación de todos. Primero avanzaron hasta la senda del escape. La Guardia Civil ha explicado que debido a lo abrupto del terreno, una zona además empinada, los llevaron de dos en dos con una cuerda corta para hacer el trayecto con seguridad. Pero también hubo que realizar rescate vertical. En este caso se les descolgó uno a uno, ya que estaban agotado y algunos eran niños de corta edad. Una vez pudieron bajar, fueron guiados hasta el puente de Villacantal, y de allí en vehículos oficiales hasta su alojamiento en el campin Río Vero. El rescate finalizó a las 6.00, tras ocho horas de trabajo.

En un nevero, aterida de frío

Por otra parte, una mujer de 32 años vecina de Oviedo y un varón de 23 años, de Vigo, han sido rescatados este martes cuando estaban a punto de precipitarse por un nevero, con una caída de 600 metros hasta la zona del impacto. La montañera se resbalaba y no llevaba el equipamiento adecuado. La Guardia Civil le aconsejó que tallara escalones en la nieve, a modo de escalones, pero debido a la dureza de la misma era incapaz. Temía caerse y se estaba quedando aterida por el frío.

Ha ocurrido en la zona de la Canal Fonda, en el municipio de Sahún. El aviso se ha dado a las 16.10. El helicóptero que ha sobrevolado la zona ha podido localizar a los dos y dejar a los especialistas en ese punto. La mujer ya había resbalado 50 metros pero ha logrado ser detenida en la caída por su acompañante. Se les ha trasladó a una zona segura para evacuarlos por el aire hasta la helisuperficie de Benasque. Una vez allí, ha sido examinada por el médico del 061, que ha determinado que ella presentaba contusiones, aunque podía ir por sus propios medios hasta su vehículo particular. Él estaba ileso.

Además de este rescate, la Guardia Civil de Montaña ha realizado este martes otros tres salvamentos. El primero se ha iniciado con un aviso a una hora temprana, las 7.45. Una vecina de Barcelona de 52 años había llegado la noche anterior al refugio Ángel Orús (Benasque) con una torcedura de tobillo pero al día siguiente no podía caminar. Ha sido evacuada hasta Benasque en helicóptero.

Horas después, en el valle de Canal Roya, en Canfranc, un vecino de Zaragoza de 62 años se ha golpeado la cadera y no podía continuar la ruta. Ha sido evacuado en un coche de la Guardia Civil hasta la carretera y de allí en una ambulancia del 061 al hospital de Jaca.

Por último, también en el barranco del Vero, un barranquista francés de 44 años, se ha lesionado ambos tobillos al impactar en un salto contra el fondo de una poza. Los especialista han llegado hasta allí en helicóptero, descendiendo del aparato ayudados por la grúa y después de inmovilizar las lesiones del herido lo han izado y evacuado por aire al hospital San Jorge de Huesca.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión