Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

POLÍGONO SEPES

Alcantarillas inútiles por la basura

La lluvia caída el miércoles por la tarde inundó la calle de Artes Gráficas porque los sumideros, renovados hace unos meses, quedaron colapsados.

Basura acumulada en uno de los sumideros de la calle de Ganadería ayer por la mañana.
Alcantarillas inútiles por la basura
JAVIER BROTO

Por qué una las principales arterias del polígono industrial Sepes se anega cada vez que hay una tormenta? La respuesta es fácil: porque las alcantarillas están obstruidas. Guantes de goma, plásticos, cartones y todo tipo de residuos se acumulan sobre los sumideros de las calles de Artes Gráficas y de Ganadería e impiden que el agua se filtre hacia el colectores. Las basuras proceden de los contenedores situados en distintos puntos del polígono, a los cuales les falta la tapadera, y de la propia actividad de las empresas que están ubicadas en esta zona.

Ignacio Almudévar, presidente del Sepes, afirma que la situación obedece a la negativa del Ayuntamiento a efectuar la limpieza viaria en los polígonos, pero el concejal de Desarrollo, Fernando Lafuente, asegura que la formación de charcos obedece a que cuando hay una tormenta como la del miércoles es normal que el sistema de los sumideros de toda la ciudad se colapse.

En todo caso, cada vez que se produce una tromba como la del miércoles, la calle de Artes Gráficas y sus adyacentes quedan impracticables. Anteayer por la tarde, después de que cayeran 15,4 litros por metro cuadrado, el agua formó una especie de balsa aprovechando el badén de esta vía.

La depresión de esta calle, que comunica con la ronda de la Industria, volvió a quedar inundada, a pesar de las obras realizadas hace unos meses para mejorar su drenaje. Con un presupuesto de 75.500 euros, se acometió la instalación de una tubería de 100 metros de longitud y un metro diámetro de anchura cuya función es recoger el agua que filtren las nuevas alcantarillas, colocadas en el cruce de las dos calles afectadas. Desde ahí se conduce el agua hasta el colector que discurre bajo la ronda de la Industria.

Almudévar denuncia que, a pesar de las obras, el sistema ha vuelto a fallar: "Una persona se subió sobre una tapa de alcantarilla que pesa 25 kilos y el agua la levantaba". "En muchas naves salió agua por los sumideros y por los váteres", añade. Pero Lafuente señala que algo se ha mejorado porque "el año pasado, con una tormenta similar, el agua se metió en las naves industriales y llegó a alcanzar un metro de altura".

El presidente del polígono Sepes explica que el miércoles por la noche, él, junto al vicepresidente y el secretario del polígono, estuvieron recogiendo basura de los sumideros para que estos pudieran funcionar. "O se pone un servicio de limpieza o la próxima ves que ocurra esto levantaremos un acta notarial", afirma.

Hace años que los polígonos industriales del norte de la ciudad reivindican que la limpieza viaria que se efectúa en el casco urbano llegue también hasta esta zona, "aunque sea dos o tres veces por semana". En este sentido, Lafuente manifiesta que en la última reunión entre el Ayuntamiento y los empresarios se habló de la posibilidad de crear una entidad de conservación para estos espacios al tiempo que insiste en que "en la calle de Artes Gráficas, lo que se formó fue un charco".

El portavoz del Sepes se queja también de que después de la tormenta no se vio por el polígono a los bomberos ni a la Policía Local. "Entendemos que había que atender a la ciudad, pero volvimos a sentirnos abandonados", dice.

Etiquetas