Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

EDUCACIÓN

La Universidad olvida mencionar a Huesca en el nuevo plan para los estudios de Medicina

La Facultad de Ciencias de la Salud presenta una alegación para que se tenga en cuenta al campus oscense.

Los estudios de Medicina que se imparten en Huesca no figuran en el borrador de la memoria de la especialidad redactado por la Universidad de Zaragoza (UZ) para adaptarla a la normativa legal, en el nuevo espacio de convergencia europea. El documento, que ha estado sometido a información pública del 1 al 11 de septiembre, obvia que en el campus oscense se imparten los primeros tres cursos de la licenciatura.

Este olvido ha creado cierta preocupación en la Facultad de Ciencias de la Salud y el Deporte de Huesca, dentro de la cual están integradas las enseñanzas médicas. Pero también en otros sectores ajenos a la comunidad académica, como el Ayuntamiento de Huesca, que ya se ha encargado de recordar al rector que la ciudad, con el respaldo de todas las instituciones, aspira no solo a mantener el primer ciclo sino a completar la titulación con otros tres cursos.

Hay que tener en cuenta que el futuro de estos estudios en el campus oscense está en el aire con el nuevo proceso europeo de convergencia universitaria, al exigir que se impartan licenciaturas completas en la misma ciudad. Por eso, las instituciones oscenses han reclamado la creación del segundo ciclo.

La Facultad de Ciencias de la Salud y el Deporte ha presentado una alegación reclamando que el borrador de la memoria, redactado por una comisión académica, incluya los recursos humanos y materiales existentes en el Alto Aragón, de forma que quede constancia de que este campus interviene en la formación de los futuros licenciados de Medicina.

El documento para la implantación del grado de Medicina tiene un formato establecido con diez puntos. Dos de ellos, los números 6 y 7, se refieren al personal académico y a los recursos materiales y servicios, en los que solo se mencionan los que tiene la Universidad en la Facultad de Medicina de Zaragoza.

La memoria es un paso necesario para la conversión de la licenciatura en un grado, de acuerdo con los criterios establecidos por la UE para los estudios universitarios. El Consejo de Gobierno de la UZ tiene previsto aprobar las memorias de los nuevos grados antes del 30 de septiembre. Posteriormente pasará por el Consejo de Universidades.

El decano de la Facultad de Ciencias de la Salud y el Deporte, Miguel Chivite, confía en que la semana próxima obtengan una respuesta a su alegación. "Es el único paso que hemos querido dar. No nos parece de recibo que se haga una memoria diciendo qué es lo que hay y no se nos mencione", comentó. Chivite quiere pensar que se debe a "un olvido".

Un día después de que se cerrase el periodo de alegaciones al borrador, Fernando Elboj remitió una carta al rector, Manuel López, en su doble condición de alcalde de Huesca y miembro del Consejo Social de la Universidad. En ella le recuerda que todas las instituciones, desde el Ayuntamiento al Gobierno de Aragón, pasando por las Cortes de Aragón, han apoyado que el campus oscense imparta completa la especialidad de Medicina dentro del nuevo modelo. "La coincidencia institucional, política, social y ciudadana en Huesca con esta cuestión es total", señala Elboj, pidiendo al rector que haga suyo este planteamiento.

También Montserrat Costa, la otra oscense en el Consejo Social, se refirió a esta cuestión en la sesión celebra por este organismo el pasado mes de febrero. Costa pidió que se recogiera expresamente en la memoria la implantación del grado en Huesca.

La sociedad oscense se movilizó hace un año ante la posible desaparición de los estudios de Medicina. Empezó a impartirse en Huesca hace más de 30 años y es una de las carreras más demandadas del campus. Este curso se espera una matrícula de entre 130 y 150 alumnos. El número de plazas en primer curso se ha ido ampliando en los últimos años hasta las 65 actuales, frente a las 60 y 53 de los dos cursos anteriores.

Etiquetas