Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

HUESCA

El GPS al servicio de los enfermos de alzhéimer

Se pone en marcha un sistema de localización personal que permitirá atender a personas perdidas o en peligro.

Los enfermos de alzhéimer y personas con problemas congnitivos tendrán a su disposición un avanzado servicio de localización mediante GPS que podrán activar en caso de encontrarse desorientados o tener alguna necesidad. Es un paso más en la atención social que permiten las nuevas tecnologías de la información y la comunicación.

Este servicio está incluido en la denominada Plataforma de Asistencia Social, un proyecto pionero que se desarrollará de forma experimental solo en dos puntos de España, la provincia de Huesca y la isla canaria de La Palma. Aquí se implanta de la mano de la Diputación de Huesca, Cruz Roja, la Fundación Vodafone y el Instituto de Salud Carlos III, tal y como explicó ayer María Antonia Borderías, responsable del área de Servicios Sociales de la Diputación de Huesca.

Francisco Barreña, presidente provincial de Cruz Roja, explicó la utilidad del sistema de localización personal poniendo algunos ejemplos prácticos. Así apuntó que cuando una persona que sufre pérdidas de memoria se encuentre desorientado, en lugar de buscar ayuda en la calle accionará el dispositivo y desde Cruz Roja se pondrán en contacto con él para acudir en su ayuda, "porque sabremos exactamente dónde se encuentra". "Acabamos con el desamparo que sienten estas personas y proporcionamos tranquilidad al cuidador", dijo. Añadió que se evitarán situaciones de peligro y angustiosas. "Cuando un anciano se pierda por el campo o caiga en un lugar que pueda revestir un riesgo, en lugar de estar desaparecido horas, una noche o, incluso días, solo estará unos minutos porque como sabremos en todo momento donde está, podemos socorrerle enseguida". Además de localizar, el dispositivo alerta si el usuario abandona una zona de actuación previamente determinada.

El sistema se ha experimentado ya con dos enfermos de alzhéimer con gran éxito, según dijo Javier Lasierra, portavoz de la Asociación de Familiares de Enfermos. Explicó que uno de ellos es un paciente de unos 50 años en buenas condiciones físicas al que le gusta salir. "En su casa había una lucha constante porque él quería salir a pasear y su familia retenerlo en casa para que no se perdiera. Con este sistema hemos logrado aliviar esta problemática", comentó.

El servicio se fundamenta en la utilización de un terminal móvil que incorpora un módem GPRS y un receptor GPS y está enlazado con la plataforma SIMAP mediante la red de Vodafone, explicó David Galán, de Tecnocoid. El usuario lleva el dispositivo de localización a la cintura con un sistema semejante al de una riñonera y los familiares solo deben preocuparse de recargar la batería y que el enfermo lo lleve siempre que salga del domicilio para su seguridad.

Cada vez que el cuidador quiera saber donde se encuentra su familiar tiene varias opciones ya que hay un servicio de atención telefónica permanente a través del 974 222 222 que está disponible las 24 horas, los 365 días del año. También se puede consultar a través de página web, de teléfono móvil (siempre que se disponga de un vodafone) o del servicio de atención SMS, entre otros.

El servicio se puede solicitar ya a través de la Asociación de Familiares de Enfermos de Alzhéimer. El usuario deberá abonar una cantidad por la adquisición del terminal y alta de línea y una cuota mensual de 45 euros.

Etiquetas