Huesca
Suscríbete por 1€

HUESCA

Plataforma ciudadana para impedir que el vertedero industrial se haga en Huesca

La Federación de Barrios, asociaciones ecologistas y de consumidores y los grupos de la oposición se movilizan contra la ubicación de esta instalación en el término municipal.

Ni en Cuarte ni en ningún otro lugar del municipio de Huesca. La propuesta que el equipo de gobierno municipal PSOE-PAR ha hecho al Gobierno de Aragón para que el vertedero de residuos industriales no peligrosos de la Zona II (Hoya de Huesca, Jacetania y Alto Gállego) se construya junto al basurero comarcal se ha topado con el rechazo de las asociaciones de vecinos, los grupos de la oposición y otros colectivos ciudadanos.

Todo ellos han formado una plataforma reivindicativa que anoche empezó a concretar movilizaciones para impedir que el vertedero se haga en Huesca. Así, la recogida de firmas que el domindo comenzó en Cuarte se extenderá a todo el término municipal, incluidos los barrios rurales de Fornillos y Apiés, cercanos al vertedero existente.

La ubicación de la nueva instalación, contemplada en el Plan de Gestión Integral de Residuos de Aragón (GIRA), está marcada por la polémica desde que, a finales del año 2006, el municipio de Lupiñén- Ortilla, primera alternativa para instalar el vertedero, se opuso a su construcción.

A principios de 2007 la alarma surgió en la pedanía oscense de Banariés, donde la empresa Mariano López Navarro, la única que se presentó al concurso para la gestión de este servicio y adjudicataria provisional del mismo, tanteó la compra de terrenos. En aquel momento, el alcalde de Huesca, el socialista Fernando Elboj, dijo: "El gobierno local no aceptará la mencionada construcción en terrenos de su término municipal, ni próximos a los municipios incorporados, dadas las afecciones que para los mismos significaría". El PSOE gobernaba con mayoría absoluta.

Y apenas un año después de aquel amago, la noticia saltó en Cuarte, núcleo pedáneo de Huesca a escasos kilómetros del casco urbano. A finales de la semana pasada los vecinos se enteraron, por el propietario de los terrenos, de que la empresa tenía una opción de compra sobre 18 hectáreas para construir el vertedero.

El rechazo fue total. Los habitantes de este núcleo, apoyados por la Federación de Barrios Osca XXI empezaron a preparar movilizaciones contra la instalación. Entre los argumentos esgrimidos estaba el paso de camiones (entre 10 y 15 al día) por unas vías sin arcén y llenas de baches y el peligro de que los lixiviados de los residuos llegaran al embalse del Valdabra y a los acuíferos de los que se abastecen las fuentes y manantiales de la zona.

Cuarte pidió información a los representantes municipales y el martes por la tarde el concejal de Medio Ambiente, Germán Sanromán, explicó que la instalación se ubicará en el recinto de la carretera de Apiés y Fornillos, donde se vierten los residuos urbanos de las comarcas de la Hoya de Huesca, Jacetania y Alto Gállego.

Así lo ha planteado el equipo de gobierno municipal a la consejería de Medio Ambiente y en este sentido trabajan los servicios jurídicos del ejecutivo autonómico. "Dado que ya hay unos terrenos destinados al depósito y tratamiento de residuos creemos que ese es el lugar adecuado porque no podíamos ir sembrando de instalaciones de estas características todo el municipio ni toda la comarca" dijo el concejal. Y así está recogido en el pacto de gobierno que a principios de julio firmó el PSOE con el PAR para mantener la alcaldía de Huesca.

Pero la opción del actual vertedero, a 4 kilómetros de la ciudad, tampoco cuenta con la aquiescencia de la Federación de Barrios ni de los grupos de PP, CHA e IU. Los populares critican el doble lenguaje del alcalde y se muestran contrarios al vertedero porque "Huesca ya contribuye solidariamente al acoger todos los residuos de la zona norte de la provincia". Chunta ha pedido una reunión de portavoces porque "no sabemos que es lo que se impulsa desde el equipo de gobierno". Por su parte, IU ha presentado en las Cortes de Aragón una proposición no de Ley en la que solicita que la DGA descarte la creación del nuevo vertedero.

Etiquetas