Despliega el menú
Huesca

HUESCA

El fiscal provincial reclama un juzgado exclusivo para casos de violencia de género

Felipe Zazurca presentó la memoria de 2007 y destacó el incremento de los casos de maltrato familiar en un 20,8 por ciento. También subrayó el aumento en las cifras de delitos y faltas cometidos por menores.

El fiscal provincial de Huesca, Felipe Zazurca, reclamó ayer un juzgado específico en la capital para los casos de violencia de género. Y es que este delito es uno de los que por número de casos y complejidad conlleva un mayor trabajo. Zazurca habló de estas cifras durante la presentación de la memoria de la fiscalía del ejercicio 2007, un año en el que entre la Policía Nacional y la Guardia Civil investigaron 2.285 delitos y 3.043 faltas, un número muy similar al de ejercicio anteriores.

Entre los delitos más cometidos, destacan los relacionados con el quebrantamiento de condena, con coacciones y amenazas, con la conducción bajo los efectos del alcohol y los relacionados con el maltrato familiar. Respecto de estos últimos, Zazurca subrayó que el 80% de los casos se refieren a violencia de género, mientras que el resto son de violencia familiar. En Huesca capital, se centralizan en el juzgado número 2 que "soporta por esta razón, porque dan lugar a más trabajo y mucha dedicación tanto por parte de la policía como de los juzgados, una carga de trabajo excesiva", relató. Por ello no dudó en reclamar un juzgado específico, haciendo hincapié en que se trataría de crear uno nuevo, no de reconvertir uno de los cuatro que hay en la actualidad.

La estadística de la memoria muestra como los casos de maltrato familiar aumentaron de 171 en 2005 a 308 en 2006. El pasado año la cifra se incrementó un 20,8% más hasta los 372 procedimientos abiertos en los juzgados oscenses, entre los iniciados y los acumulados del año anterior. Si las cifras se ciñen solo a la violencia de género, "delitos en los que la víctima es una mujer que tiene una relación afectiva de matrimonio, pareja, de noviazgo vigente o antigua con su agresor" especificó el fiscal, el pasado año se abrieron 83 diligencias urgentes y hubo 71 procedimientos abreviados. "No es una situación alarmante -describió-, pero si preocupante".

Zazurca aclaró que no solo se trata de casos de maltrato habitual (6), sino que también hubo delitos por maltrato ocasional (52), lesiones (5), amenazas (22), coacciones (5), delitos contra la integridad moral (2), por quebrantamiento de las medidas cautelares impuestas por el juez (6) o por quebrantamiento de condena (2).

Sin dejar este tipo de casos, también quiso detenerse en las órdenes de protección y alejamiento. Respecto a las primeras, Zazurca aseguró que el pasado año se solicitaron 82, de las que tan solo dos se denegaron, y recalcó que además los jueces dictaron 87 órdenes de alejamiento.

El fiscal, además de solicitar un juzgado específico para estos casos, también apuntó que sería necesaria la creación de nuevos juzgados en Barbastro y Fraga. En esta última ciudad, que calificó como "la cenicienta", recalcó que también es urgente un nuevo edificio. Asimismo, significó la ausencia de centros adecuados para personas que en situación de enfermedad cometen un delito.

Medidas correctoras a menores

Aunque dejó claro que el incremento no es espectacular, sí lo calificó de "significativo" el aumento del número de delitos cometidos por menores que ha pasado de 278 a 322. Zazurca recalcó que la cifra más llamativa es la relacionada con actos violentos (138) y respecto a las medidas correctoras dictadas por el juzgado contra estos jóvenes resaltó los trabajos en beneficio de la comunidad que se impusieron a 60 chicos, muy lejos de los 11 de 2006.

La seguridad vial fue otro de los aspectos en los que se detuvo, tanto por el atropello mortal a las puertas de la discoteca Manhattan -en el que murieron dos personas y otras sufren graves secuelas- como por la reforma del Código Penal llevada a cabo el pasado año.

Etiquetas