Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

TRÁFICO/ARAGÓN

El puente festivo acaba sin víctimas mortales en las vías aragonesas

Siete personas resultaron graves en cinco siniestros ocurridos en Huesca y Teruel.

El regreso del puente festivo del 15 de agosto se cerró en Aragón con un balance de siete heridos graves y ocho leves, en cinco accidentes de tráfico ocurridos en las provincias de Huesca y de Teruel. Al cierre de esta edición, no se había producido ninguna víctima mortal, a diferencia del pasado año, cuando se registró un fallecido en el mismo periodo.

Tampoco hubo problemas de circulación en las carreteras aragonesas y tan solo la A-2, en el término de Zaragoza, tuvo una mayor afluencia de tráfico a partir de las 19.00. Lo mismo ocurrió con la N-330, en Monrepós (Huesca), o en la N-232, en el entorno de la capital aragonesa, aunque en ningún momento hubo retenciones, según explicaron fuentes del Centro de Gestión de Tráfico.

En cuanto a los siniestros graves, todos ellos ocurrieron el 15 de agosto. El más grave fue el acaecido sobre las 8.00 en la N-240, en el término oscense de Angüés, donde un joven de 19 años, que dio positivo en la prueba de alcoholemia, perdió el control de su turismo, invadió el carril contrario y chocó frontolateralmente con un vehículo en el que viajaban tres ciudadanos franceses, dos de los cuales resultaron heridos de gravedad. Con el joven iban también tres chicas y un chico, y volvían de las fiestas de San Lorenzo. El balance de este siniestro fue de tres heridos graves y cuatro leves.

Por la tarde, sobre las 17.00, en la carretera A-2609, entre Salinas y Castejón de Sos, se produjo otro siniestro en el que sufrió lesiones de gravedad un motorista que perdió el control de su vehículo cuando se disponía a entrar en un túnel.

También en la provincia de Huesca, a las 21.05, una furgoneta y un turismo colisionaron frontolateralmente en la carretera N-330 en el término municipal de Almudévar. A consecuencia del choque, resultó herida de gravedad una mujer de 70 años y dos ocupantes, leves.

En la provincia de Teruel, cuatro personas sufrieron lesiones, dos de gravedad, en dos accidentes de circulación registrados en Escucha y Bronchales.

El primer siniestro se produjo a las 15.45, en la carretera que une la N-234 con Orihuela del Tremedal a su paso por el término de Bronchales. Un turismo Seat Ibiza, con matrícula 8771 CKN, se salió de la calzada por la derecha. El conductor, C. M. P., de 26 años y vecino de Valencia, sufrió heridas leves, pero su acompañante, J. M. M., de 29 años, de la localidad de Mislata, resultó grave.

El segundo accidente de la jornada, con dos heridos, uno de ellos de gravedad, fue protagonizado por un "quad" en el camino vecinal que une Escucha con una caseta forestal dentro el mismo término municipal. Como consecuencia del siniestro, registrado a las 17.50, el conductor del vehículo, F. R. L., de 30 años y vecino de Sedavi (Valencia), resultó herido grave, mientras que su acompañante, M. D. O. F., de 26, sufrió lesiones leves.

Por otro lado, en Zaragoza, la Policía Local detuvo a cuatro personas por circular con altas tasas de alcoholemia. En uno de los casos, el accidentado conducía por Duquesa Villahermosa un ciclomotor, sin casco y descalzo, y no se le pudo someter a la prueba de alcohol por el estado de embriaguez que presentaba.

Etiquetas