Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

CORTES DE ARAGÓN

Bermúdez abrirá las comparecencias de las consejeros en las Cortes el 22 de agosto

Las Cortes recurren por primera vez al artículo 74 del reglamento para que los consejeros puedan comparecer en agosto, adelantado la actividad parlamentaria hasta tres semanas.

El consejero de Presidencia y Justicia, Roberto Bermúdez de Castro, abrirá el próximo 22 de agosto las comparecencias de los miembros del Ejecutivo en las Cortes de Aragón, un primer paso en el objetivo de «transparencia» con el que se ha comprometido la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi.

Así lo ha afirmado hoy el director general de Relaciones Instituciones y con las Cortes del Gobierno, Javier Allué, tras registrar en la Cámara las peticiones de comparecencias de los nueve consejeros para que expliquen sus proyectos de legislatura, con un orden que establecerá la Mesa el próximo día 17 y que se podrían prolongar hasta el día 29 o 30.

Las Cortes recurren por primera vez al artículo 74 del reglamento para que los consejeros puedan comparecer en agosto, adelantado la actividad parlamentaria hasta tres semanas, y tras ellos, ha anunciado Allué, comparecerán también los directores generales de los distintos departamentos para dar más detalles de los objetivos de cara área del Gobierno para los próximos cuatro años.

Las intervenciones de los nueve consejeros, ha insistido Allué, son «la primera piedra» del compromiso de Rudi de hacer de las Cortes el centro de la vida política aragonesa, «sin esperar más días», y de ahondar en el control parlamentario del Ejecutivo y en la «transparencia» con el fin de hacer estas instituciones más cercanas al ciudadano.

El Gobierno, ha recalcado, pretende que haya «más fluidez» en sus relaciones con las Cortes y nuevas «sinergias», e intentará que haya «las menos quejas posibles» de los grupos de la oposición a cuenta de la transparencia, aunque con ello no quiera decir que no la haya habido en anteriores legislaturas.

En ese objetivo de transparencia, ha apuntado, contribuirá la reforma del reglamento de la Cámara, otro compromiso de Rudi y del presidente de las Cortes, José Ángel Biel, que requiere de la voluntad de los grupos parlamentarios para que se puede producir «cuanto antes, mejor», después de los pasos fallidos que se dieron la pasada legislatura, en la que fue imposible el acuerdo.

En su opinión, si al compromiso de Rudi y Biel se une la implicación de los grupos, la reforma podría estar lista en este periodo de sesiones, o como mucho en el siguiente.

En cuanto a su nuevo puesto de director general, después de haber sido portavoz del PAR en las Cortes las últimas dos legislaturas, ha asegurado que su objetivo es poner todos los mecanismos posibles para facilitar la fluidez en las relaciones entre las distintas instituciones, con independencia de las discrepancias políticas que puedan tener, e intentar allanar los obstáculos, si los hay.

«Es una labor importante, bonita», ha dicho Allué, quien se ha mostrado especialmente satisfecho con su puesto porque le permite seguir unido principalmente a la Cámara, en la que ha sido diputado 12 años.

Es una nueva etapa que espera vivir «con todos los vaivenes que puedan venir», ante el panorama político que se avecina con el adelanto de las elecciones generales al 20 de noviembre y la elaboración de los presupuestos de la comunidad para 2012.

«Nos viene una vorágine pero que muy intensa, pero esto es la política y los tiempos vienen como vienen», ha apuntado Allué.

Además, como miembro del PAR, ha indicado que la posibilidad de que su partido concurra en coalición con el PP en las generales «es una posibilidad que está abierta», sobre la que deberán decidir, en septiembre, los presidentes y ejecutivas de ambos partidos y prefiere no adelantar su opinión sin antes hacerlo ante los órganos de dirección de los aragonesistas.

Etiquetas