Aragón
Suscríbete por 1€

defensa

Un grupo de militares de Aragón detecta un tanque italiano de la Guerra Civil en el Ebro

Han utilizado un sonar y un magnetómetro para localizar el vehículo que ya vieron las personas mayores de Flix (Tarragona), donde lo han localizado. 

El subteniente Jesús Campo, del regimiento España 11 de Zaragoza (i), junto a Luis Avial, de la empresa Condor, durante la búsqueda del tanque.
El subteniente Jesús Campo, del regimiento España 11 de Zaragoza (i), junto a Luis Avial, de la empresa Condor, durante la búsqueda del tanque.
Ejército de Tierra

Un grupo de militares de Aragón, integrado por efectivos de los regimientos de Pontoneros de Monzalbarba y el España 11, y el responsable de la empresa Condor Georadar, Luis Avial, han detectado los restos de un tanque italiano procedente de la Guerra Civil, que cayó al río Ebro a finales de 1938 en una zona próxima de la localidad de Flix (Tarragona).

La búsqueda se ha prolongado durante toda la mañana de este miércoles y se ha realizado con el uso de un sonar y un magnetómetro desde una lancha zodiac de los Pontoneros, entre las 9.00 y las 15.00, que ha recorrido un terreno desde un kilómetro de ancho y 300 metros de largo, próximo a un azud y una barrera metálica.

Las imágenes grabadas y la masa férrica que han detectado con estos aparatos confirman que puede existir un tanque situado a cinco metros de profundidad del río y otro vehículo en la parte superior. Luis Avial manifestó a HERALDO que “todo apunta” a que el vehículo militar de 3.500 kilos de peso estaría situado en la misma zona que les comentó el responsable de la asociación cultural de Flix, Josep Masip, porque las personas más mayores de la localidad tarraconense llegaron a verlo en los años 60 cuando se llegó a vaciar el pantano.

En estos momentos, estaría sepultado el vehículo militar, que lleva 84 años bajo el agua, y el lugar donde lo han detectado se encuentra en una zona bajo sedimento. De confirmarse la presencia del tanque donde indican los aparatos, el siguiente paso de los militares de Pontoneros será emprender la localización con los buceadores para emprender su rescate con una grúa, lo que se realizaría la próxima semana.

Uno de los participantes en el hallazgo ha explicado que hicieron otro intento en 2013, con Luis Avial como experto en este tipo de búsquedas y de los restos de personas como el escritor Miguel de Cervantes en 2014. El tanque italiano sería marca Fiat L 35,

Fuentes militares señalaron que han adoptado varias muestras del vehículo bajo el agua a través del georadar utilizado y tienen que analizar esa imagen en los cuarteles de Zaragoza. Si se confirma que responde al tanque que llevan años buscándolo, agregan que trasladarán al lugar una grúa para poder extraerlo del río.

En principio, si se confirmaran los restos del tanque italiano en los análisis de las imágenes cuando lo recuperen podría llegar a mostrarse entre el Regimiento España 11, situado en el cuartel de la Brigada Aragón I en la carretera de Huesca, y el de Pontoneros, en Monzalbarba.

El lugar donde han detectado el aparato militar está situado entre siete y quince metros de profundidad. Al parecer, el lugar donde se encuentra más arriba del azud por donde pasaron en 1938 y lo han tenido en cuenta antes de meterse los buceadores en el río Ebro.

“El sitio donde se ha detectado está en medio de una fábrica que se dedicaba en los años 20 tanto a construir explosivos como fertilizantes. Parece que es un lugar contaminado y por eso tienen colocada una barrera metálica porque en la zona llevan trabajando unos diez años todo los sedimentos con mercurio”, señaló Luis Avial.

El vehículo fue arrojado al agua por los militares italianos porque se le estropeó el motor y se quedó en medio de la carretera cuando este regimiento, que apoyaba a los nacionales de Francisco Franco, iba camino hacia Barcelona para ocupar Cataluña.

En la primera búsqueda que se hizo en 2013 lo habrían localizado con un sónar, pero no pudieron recuperarlo. Pero los militares que examinaron las imágenes grabadas señalaron que se trataba de un Fiat L35, un tanque italiano que no está expuesto en el museo de acorazados que hay en el Regimiento España 11 de Zaragoza.

Al parecer, solo hay uno de estos vehículos en el Museo de Medios Acorazados del Ejército de Tierra situado en la base militar de El Goloso, atendido por personal del Regimiento de Infantería Acorazada alcázar de Toledo 61, donde se deposita los primeros carros de combate desde su creación en 1922 y guarda la historia de la mayoría de las unidades españolas.

El tanque que han detectado fue construido en la fábrica de Fiat en Turín y era el vehículo de combate más numeroso del Gobierno de Mussolini, y prestó servicio en casi todos los escenarios de la Segunda Guerra Mundial. Su armadura era muy delgada y llevaba un armamento débil, con ametralladoras, según detallan los expertos militares.

Durante la búsqueda, los militares de Aragón han tenido que comunicar los movimientos para localizar el vehículo militar italiano a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), cuyos ingenieros les han informado que las avenidas de los últimos años en el río podría haber enterrado el aparato más de un metro bajo el lecho del río.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión