Aragón
Suscríbete

Transporte ferroviario

La mejora del Canfranc se demora y este año no se invertirán los 7 millones presupuestados

El ADIF solo prevé ahora 24,19 millones en cuatro años y deja el grueso de los 146 millones para 2026, lo que retrasará sine díe su acondicionamiento.

Varios pasajeros salen del tren canfranero en la nueva estación de Canfranc la semana pasada
Varios pasajeros salen del tren canfranero en la nueva estación de Canfranc.
Laura Zamboraín

La mejora y adaptación de la línea ferroviaria de Canfranc para un futuro tráfico internacional con Francia se demora sine díe. Los 7,2 millones presupuestados este año por el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) no se van a gastar, hasta el punto de que el ente público solo ha previsto utilizar 163.000 euros.

La cuestión no se queda ahí, dado que el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2022 evidencia que para los próximos cuatro años solo hay comprometidos 24,19 de los 146 millones necesarios. Esto hace inviable que en 2026 se pueda ejecutar el grueso de la inversión de golpe y en un solo año como para que los 80 kilómetros pendientes de acondicionar entre Huesca y Canfranc estén en condiciones para la reapertura internacional.

El espejismo aún es mayor si se consulta el tomo de inversiones del Ministerio de Transportes, donde aparece la partida específica para reabrir el túnel y retomar el tráfico con Francia que se suspendió en 1970. Aunque las autoridades mantienen la fecha anunciada de 2025, la redacción del estudio previo se alargará hasta 2024 y aún habrá que hacer el proyecto, licitar las obras y luego ejecutarlas. De hecho, la Dirección General de Planificación Ferroviaria solo prevé por el momento 1,8 millones para el estudio, que terminará de pagar en 2025.

Esta situación ha llevado al portavoz de la Coordinadora por la Reapertura del Ferrocarril Canfranc-Olorón (Crefco), Javier Garrido, a lamentar la falta de un compromiso real y tildar de "barbaridad" el aplazamiento de la inversión necesaria. "Es totalmente rechazable y se demuestra que no hay voluntad de cumplir los plazos anunciados. Este Gobierno deja la inversión al siguiente, lo cual no es aceptable", apunta.

La única obra en licitación es el tramo Plasencia-Ayerbe, con un coste estimado de 19 millones y un plazo de ejecución de ocho meses. Yaún habrá que afrontar los más complejos de Ayerbe a Caldearenas y de Jaca a Canfranc.

Baja ejecución en la vía de Teruel

La situación no solo afecta a la línea internacional de Canfranc, sino a la otra apuesta ferroviaria en Aragón, el corredor Cantábrico-Mediterráneo. Para avanzar en las obras en curso entre Zaragoza, Teruel y Sagunto se presupuestaron para este año 78,69 millones, pero el ADIF admite que la previsión es que solo se gasten 17,77. Es decir, un 22,5%, tal y como figura en la previsión de cierre del año en las cuentas para 2022 remitidas al Congreso.

Como informó este diario, la partida para 2022 se recortará en casi 30 millones respecto a la de este año, pero se reducirá a casi la mitad si se tiene en cuenta la previsión plurianual que figura en las cuentas vigentes: de 92,55 a 49,4 millones, un 53,4%.

A diferencia del Canfranc, en la vía de Teruel sí se puede comprobar que el grueso de la inversión está programada para los próximos cuatro años y, por tanto, su finalización sería factible para 2026, aunque se haya demorado otro año.

No tiene la misma suerte el resto del corredor Cantábrico-Mediterráneo a su paso por Aragón. El estudio informativo para el tramo Zaragoza-Castejón sigue en redacción, pero ha desaparecido la partida específica para licitar el proyecto.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión