Aragón
Suscríbete

La DGA garantiza mil millones a la Universidad de Zaragoza hasta 2026
e impulsará la reforma de Medicina

La cifra supone un incremento del 30% respecto al acuerdo anterior. En cinco años se cubrirá todo el gasto corriente del campus y la partida para infraestructuras es de 60 millones.

Tras meses de arduas negociaciones, ya hay un acuerdo de financiación entre la DGA y la Universidad de Zaragoza, un pacto "muy necesario" que "ha llegado a tiempo" aunque, como reconoció  este viernes el rector del campus público, José Antonio Mayoral, les hubiera gustado tenerlo antes. El Ejecutivo autonómico aportará casi 1.100 millones de euros a la institución académica hasta 2026, lo que supone un 30% de incremento respecto al contrato-programa anterior, que ronda los 845 millones. El pacto incluye 60 millones para infraestructuras y la reforma de la Facultad de Medicina será el proyecto estrella.

Mayoral y la consejera de Ciencia y Universidad, Maru Díaz, eligieron el solemne acto de apertura del curso del Campus Iberus en el Paraninfo de la capital aragonesa para hacer un esperado anuncio que calificaron de "histórico". De momento dieron a conocer las grandes cifras del pacto, que se cerró en las últimas horas y que se plasmará en los próximos presupuestos autonómicos. Todavía tiene que pasar por los órganos consultivos de ambas instituciones y, una vez reciba el visto bueno, será cuando se divulguen las cantidades fijadas para cada anualidad. Las obras a acometer se pactarán año a año, pero en la hoja de ruta la vieja Facultad de Medicina figura como una de las actuaciones de calado.

Este escenario económico tuvo también su protagonismo en las intervenciones en el acto de apertura. La consejera subrayó que con él se va a dar "estabilidad financiera" al campus y se recupera un plan de infraestructuras "potente y valioso" que era una "deuda histórica" desde la crisis de 2008, que ha repercutido en un deterioro importante de algunos espacios. También destacó que se empiece a recuperar una presencialidad y una vida colectiva universitaria "que es motor de transformación de la sociedad".

Por su parte, el rector apuntó que el anterior convenio económico "ayudó a mejorar", pero que la Universidad no logró ganar posiciones a nivel nacional. Reconoció que la propuesta de alcanzar en 2030 una financiación autonómica del 1% del PIB (Producto Interior Bruto) "es un sueño no realizable en breve", y por ello se ha sido "mucho más realista".

Hizo un guiño al presidente aragonés, Javier Lambán, que prometió que la Comunidad llegaría a sufragar "lo que cuesta abrir la puerta todos los días y este compromiso se ha cumplido". Recordó que la Universidad aragonesa es la segunda de España, por detrás de la Politécnica de Madrid, en la captación de fondos públicos y privados a través de proyectos. Mayoral fue fiel a su habitual cita con el cancionero rock, del que es un gran aficionado. En esta ocasión tiró de Talking Heads y su ‘Road to Nowhere’ para concluir que DGA y Universidad han andado "el camino" para que su futuro "no sea una vía muerta".

Más allá del pacto sobre la financiación, mostró su confianza en que las aulas pronto van a recuperar esa presencialidad "que forma parte del ADN" de la Universidad, y apeló al "espíritu de consenso" necesario para afrontar retos como la reforma de los estatutos y la nueva Ley Orgánica del Sistema Universitario, actualmente en anteproyecto.

La alianza del Campus Iberus cumple una década

El acto oficial de apertura del curso universitario del Campus Iberus, actualmente presidido por el rector aragonés, reunió en el Paraninfo a los máximos responsables de las otras universidades públicas que componen esta alianza estratégica: Navarra (Ramón Gonzalo), La Rioja (Julio Carlos Ayala) y Lérida (Jaume Puy).

Mayoral afirmó que es más que un "campus de excelencia" y que desde su creación hace ya una década se ha convertido en "un centro de atracción de talento", que también permite "integrarse mejor en programas europeos" y "tener visibilidad" en América Latina. La falta de financiación pública es el talón de Aquiles de esta coalición y Mayoral agradeció que "por fin" las distintas autonomías vayan a apoyar la iniciativa.

En la ceremonia se proyectó un vídeo del ministro de Universidades, Manuel Castells. Valoró que el Campus Iberus está en sintonía con unos centros que tienen que apostar por "la cooperación, la colaboración y las sinergias". Reclamó que las autonomías "se mojen mucho más" con la Universidad.

Apertura del curso universitario del Campus Iberus en el Paraninfo
Profesionales sanitarios de la Comunidad tras recibir la medalla de oro de la Comunidad
José Miguel Marco

"No somos héroes, solo somos ciudadanos comprometidos"

En el transcurso de este solemne acto, el campus público aragonés impuso su medalla de oro al personal sanitario y sociosanitario de la Comunidad por su labor durante la pandemia. Los profesionales que recogieron este reconocimiento se llevaron el aplauso de la ceremonia. Isabel Gutiérrez, facultativa especialista de área del Hospital Clínico, habló en nombre "de las más de 25.000 personas" que trabajan en el Salud para agradecer este reconocimiento que viene "de la sociedad aragonesa" y de una entidad que es "motor de investigación y conocimiento".

Por su parte, Joaquín Santos, asesor técnico del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS), recordó la puesta en marcha del primer centro covid en Casetas. "No somos héroes, somos hombres y mujeres corrientes que entendemos que nuestro modelo de sociedad y democracia solo se puede sustentar si somos conscientes de que nos une un lazo –reflexionó­­-. Solo somos ciudadanos responsables y comprometidos".

Apertura del curso universitario del Campus Iberus en el Paraninfo
María José Sierra durante la lección inaugural que impartió en el Paraninfo
José Miguel Marco

"La pandemia servirá para renovar la vigilancia epidemiológica"

"La experiencia adquirida no debe quedar solo para la covid, sino que debe servir para llevar a cabo una verdadera renovación de los sistemas de vigilancia epidemiológica". Así lo aseguró este jueves la doctora María José Sierra, licenciada en Medicina por la Universidad de Zaragoza y subdirectora adjunta del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad. Un rostro conocido por el gran público porque sustituyó durante un tiempo a Fernando Simón, impartió la clase inaugural de la apertura del curso académico.

Habló sobre las lecciones aprendidas y reconoció las "debilidades" de toda Europa para recoger y notificar en tiempo real los casos que se confirmaban. Puso como ejemplo que si en la primera onda se llegaban a detectar el 10% de los contagios, en esta última, tras las mejoras que se han ido incorporando, se alcanza el 80%. Entre las herramientas que se han puesto en marcha en tiempo récord señaló la organización del "primer registro nacional de vacunación" y la red de laboratorios de alertas.

En su intervención hizo unrecorrido por las diferentes fases de la pandemia. Entre otros datos mencionó que si en la primera ola el porcentaje de las hospitalizaciones se elevaba al 50%, en esta última ha descendido al 3%. En cuanto a la letalidad, dijo, ha caído del 13% al 0,3%.

Entre sus reflexiones, destacó el "compromiso" de los profesionales y admitió que la falta de herramientas en los primeros momentos cuestionó la "confianza" de los ciudadanos en las administraciones públicas. Abogó por avanzar en la digitalización, establecer alianzas con las unidades de investigación y compartir datos a nivel internacional para contribuir a la coordinación en etapas tempranas.

Sierra anunció que toda la experiencia adquirida durante esta crisis sanitaria se plasmará en breve en una Estrategia Nacional de Vigilancia en la Salud Pública.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión