Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

vivienda

La DGA ultima otra convocatoria de ayudas de alquiler por covid tras el fiasco de 2020

Contará con los 3,4 millones que no se gastaron y destinará otra partida de 800.000 euros a respaldar a personas especialmente vulnerables.

El consejero de Vertebracion, José Luis Soro, y la decana del Colegio de Registradores, María Ángeles Ruiz, han ampliado este martes el acuerdo para simplificar trámites a los solicitantes de ayudas de alquiler.
El consejero de Vertebracion, José Luis Soro, y la decana del Colegio de Registradores, María Ángeles Ruiz, han ampliado este martes el acuerdo para simplificar trámites a los solicitantes de ayudas de alquiler.
HA

La Dirección General de Vivienda ultima una segunda convocatoria de ayudas de alquiler para personas con problemas económicos derivados de la crisis sanitaria tras el fiasco del año pasado. Su dotación alcanzará los 3,4 millones, el importe que no se llegó a gastar de los 3,8 de los que se dispuso gracias a la financiación estatal y que ahora se confía en poder repartir. El periodo de cobertura abarca el primer semestre que ahora acaba.

No será el único respaldo en esta materia que va a lanzar "en las próximas semanas" el Gobierno de Aragón, ya que por primera vez pondrá en marcha un programa específico de ayudas para colectivos especialmente vulnerables si no se logra darles un techo de forma inmediata. En este caso, cubrirá hasta 600 euros al mes de los alquileres de mujeres víctimas de violencia de género y de desahucio o lanzamiento de su vivienda habitual, además de personas sin hogar y otras especialmente vulnerables.

Esta cobertura se alargará todo el año con efectivos retroactivos hasta el mes de enero, para lo que se cuenta con una partida ampliable de 800.000 euros. Eso sí, no se podrá solicitar de forma directa, sino que deberá hacerse a través de los trabajadores sociales que conozcan y trabajen en cada caso susceptible de la ayuda de alquiler.

El anuncio lo han hecho este martes el consejero de Vertebración del Territorio, José Luis Soro, y la directora general de Vivienda, Verónica Villagrasa, quienes han hecho hincapié en la necesidad de simplificar los trámites para hacer accesibles las ayudas. De hecho, Soro ya achacó en febrero el fracaso de las ayudas de alquiler por la covid a la burocracia, puesto que solo se pudieron atender 390 de las 1.836 solicitudes presentadas, de las que un tercio se tuvieron que rechazar porque no cumplían los requisitos o no reunían toda la documentación necesaria para optar.

Para colmo, 300 solicitudes de 2020 no se pudieron ni resolver porque el plazo para hacerlo expiró, por lo que todas ellas podrán entrar en la convocatoria de este año, según especificó Villagrasa.

Simplificar trámites

Precisamente para hacer más sencillos los trámites han firmado Soro y la decana del Colegio de Registradores de la Propiedad, María Ángeles Ruiz Blasco, una adenda para ampliar hasta fin de año la vigencia del convenio que les permite intercambiar información y liberar así a los solicitantes de las ayudas de tener que solicitar parte de la documentación necesaria. Concretamente, el documento que acredite que no tienen una vivienda, imprescindible para optar a las ayudas.

Soro ha agradecido la implicación de los registradores, ya que es la propia Administración la que puede cursar la petición y hace "mucho más fácil" el proceso. Por su parte, Ruiz Blasco ha reiterado la importancia de que las instituciones estén conectadas para facilitar este tipo de trámites que en ocasiones para los solicitantes pueden suponer "un mundo".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión