Despliega el menú
Aragón

heraldo del campo

El "año de la verdad" para la agricultura familiar y profesional

El consejero de Agricultura, Joaquín Olona, en su despacho.
El consejero de Agricultura, Joaquín Olona, en su despacho.
O. duch

El año que se despide ha sido muy complicado para todos los sectores. Ninguna actividad productiva se ha librado de los efectos económicos que deja tras de sí la pandemia. Tampoco el sector agroalimentario (incluyendo en él desde los productores a los transformadores, industriales, cooperativas, comercializadores y distribuidores). Pero, como recuerda el consejero de Agricultura del Gobierno de Aragón, Joaquín Olona, 2020 ha sido el año en el que se ha comprendido la importancia real que tiene ese sector que nos da de comer. Se lo ha ganado a pulso, señala Olona, porque aunque al principio los consumidores mostraron su preocupación inicial con gestos de acaparamiento, "esos temores iniciales se superaron sin dificultad porque todo el sector ha sido capaz de suministrar con normalidad la variedad, la calidad y la seguridad de los alimentos", señala. Por eso, el consejero espera que cuando (por fin) se marche este atípico 2020 no se lleve con él dicho reconocimiento. "No olvidemos que lo que ha hecho el sector no es gratis, exige un esfuerzo y ha requerido, y lo sigue haciendo, unos sobrecostes que ha asumido", recuerda, para insistir en que hay que tener bien presente que la agricultura es esencial "y lo es en toda su literalidad".

Mirando al futuro, Olona habla de la PAC, como lo ha hecho desde que llegó al despacho de la consejería. "2021 es el año de la Política Agraria Común", insiste con contundencia. Reconoce que "para muchos" puede sorprender esta afirmación porque son ya varios los ejercicios en los que se no se ha dejado de hacer referencia a estas siglas. Pero ahora, sí, va la vencida. "El año que viene va a ser clave», insiste de nuevo Olona. Y lo va a ser porque España, a través de su ministro de Agricultura y de los consejeros autonómicos del ramo, va a tener que decidir «de una vez y por una vez", cuál es la PAC que quiere aplicar en su territorio.

"Es estratégico continuar con la promoción agroalimentaria iniciada en 2020"

Las instituciones comunitarias lo tienen todo prácticamente decidido, a expensas, reconoce el consejero, de concretar pequeños detalles. Eso significa que "las decisiones comprometidas y de verdad las vamos a tener que tomar los estados miembros definiendo quién es el agricultor genuino, decidiendo (espero) que se supriman los derechos históricos cuanto antes…", señala el consejero. Y advierte que "se trata de decisiones políticas de máximo calado que exigen comprometerse".

"El año 2021 va a ser el año de la verdad para la agricultura familiar", insiste de nuevo el consejero, que advierte que si de verdad se quiere apoyar ese modelo, todo el sector tendrá que convencerse, "sin irse por las ramas ni con planteamientos sectoriales y territoriales". Y espera no tener que rememorar aquel 2021 "de la contrarreforma", en el que lo que se decidió es que no se aplicará la reforma. "Espero, confío y deseo que el próximo año España tenga decidido aplicar una reforma de la PAC en toda su profundidad porque es una oportunidad de oro", destaca.

"Hay que defender el modelo familiar sin irse por las ramas"

El titular del Departamento de Agricultura no renuncia a que la próxima política agraria común que se aplique en el país tenga sello aragonés, es decir, incluya aquella propuesta defendida mayoritariamente, que no con unanimidad, por los representantes de organizaciones agrarias y partidos políticos de la Comunidad. Pero es realista. "Procuro tener los pies en el suelo", dice Olona, que insiste en que su compromiso es continuar con la misma ambición que ha mantenido hasta ahora en la defensa de una nueva PAC. Eso sí, reconoce que le gustaría que los representantes del sector en la Comunidad "fueran valientes y defendieran sin retórica lo que todos decimos defender", es decir, a la agricultura familiar, a los agricultores profesionales, a los jóvenes y a las mujeres.

2021 llega también con nuevo presupuesto para el departamento de Agricultura. Una cuantía más elevada que el pasado año, aunque Olona reconoce que en lo que confía "es en lo que está por venir". Se refiere así a fondos europeos con los que está seguro que la dotación actual "se podrá mejorar todavía más".

"Vamos a tener que decidir de una vez cuál es la PAC que queremos para España"

Los objetivos prioritarios de estas cuentas, explica, son la modernización de explotaciones y la incorporación de jóvenes, sin olvidar la mejora de los regadíos. Pero su apuesta "y es una cuestión muy estratégica", señala, es poder continuar la promoción agroalimentaria comercial que inició el Gobierno en 2020 de tal manera que el próximo año esta iniciativa no solo continúe sino que incluso se pueda incrementar el esfuerzo económico realizado en la campaña nacional.

Etiquetas
Comentarios