Despliega el menú
Aragón

transporte ferroviario

Un error del ADIF deja tirado un tren en Tardienta y provoca retrasos en otros tres

El centro de tráfico y control desvía un regional eléctrico Zaragoza-Lérida hacia Huesca, donde solo hay catenaria para la alta velocidad y bloquea la línea dos horas.

Imagen de la estación de Tardienta.
Imagen de archivo de la estación de Tardienta.
Rafael Gobantes

Un error del centro de tráfico y control (CTC) del ADIF ha dejado este jueves tirado a un tren regional Zaragoza-Lérida y ha provocado retrasos de hasta dos horas en otros tres al bloquear la línea oscense a primera hora de la mañana. La incidencia la ha originado al desviar el itinerario de este convoy eléctrico en Tardienta hacia Huesca, donde solo hay catenaria para la alta velocidad, en vez de conducirlo por la de Monzón-Lérida. Esto ha causado que la locomotora se quedara sin suministro a los pocos metros de salir de la terminal, ocupando la única vía existente e impidiendo que ninguna otra expedición ferroviaria pudiera pasar, lo que también afectó a un mercancías.

Fuentes oficiales del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (ADIF) han manifestado que este error, que está bajo investigación, es "muy poco habitual", y podría deberse a un fallo humano o informático. No obstante, la documentación interna del propio ente público, a la que ha tenido acceso este diario, admite que el responsable de circulación del CTC, situado en la vieja estación de El Portillo, fue el responsable al "realizar un itinerario distinto al programado".

El primer tren Zaragoza-Lérida de la mañana ha salido de la estación de Delicias a las 6.10 y una hora después ha quedado varado a las afueras de la localidad oscense para el asombro del personal de Renfe y de los afectados. Aunque el tramo Tardienta-Huesca dispone de catenaria, su tensión es de 25.000 voltios, la del AVE, y no de 3.000, la que alimenta a los trenes convencionales, por lo que no ha podido continuar y ha obligado a mandar un tren desde Zaragoza para poder retirarlo. Este ha llegado más de una hora y media después, a las 8.49, y el regional averiado ha quedado finalmente apartado a las 9.43.

Los cuatro viajeros que iban en su interior, tres con destino a Monzón y otro a Binéfar, han continuado por carretera.

Ante el bloqueo ferroviario en Tardienta, los 25 usuarios del tren que hacía el sentido contrario, Zaragoza-Lérida, han quedado retenidos en la estación de Grañén a la espera y han llegado finalmente con casi dos horas de demora a la estación intermodal.

También se han visto afectados otros 75 viajeros de los trenes que cubrían la línea Zaragoza-Canfranc en ambos sentidos. En su caso, el retraso ha sido menor porque circulaban más tarde, por lo que han acumulado 20 y 45 minutos.

Daños en la infraestructura

El error ha tenido consecuencias para la infraestructura eléctrica, como ha comprobado sobre el terreno el jefe de la línea, aunque lo han negadon las citadas fuentes del ADIF. La catenaria que suministra la energía a los trenes ha sufrido desperfectos en el punto kilométrico 53,200, tal y como recoge el informe del incidente: "Rotura de un tubo atirantado, dos brazos de atirantado, dos aisladores y un sustentador de la estación de Tardienta", detalla antes de apostillar que se podía circular con normalidad.

El ente público prevé reparar este viernes los daños en la catenaria, dado que la vagoneta utilizada para este fin estaba averiada.

Etiquetas
Comentarios