Despliega el menú
Aragón

viticultura

La 'excepcional' cosecha de grillos

La bodega de Barbastro El Grillo y la Luna ha terminado la vendimia con una mayor producción de uva, que además presenta una «excelente» calidad.

Vinos elaborados por la bodega El Grillo y la Luna, integrada en la D. O. Somontano.
Vinos elaborados por la bodega El Grillo y la Luna, integrada en la D. O. Somontano.
El grillo y la luna

El Grillo y la Luna, una pequeña bodega familiar integrada en la Denominación de Origen Somontano, es la última de la D. O. que comienza la vendimia y la única que recoge a mano todas sus uvas. Una labor que ya ha terminado y cuyo resultado ha sido «excepcional», tanto en cantidad como en calidad. Porque no solo ha conseguido incrementar en un 12% los kilos de uva que han llegado a la bodega, sino que además el fruto muestra una «excelente» calidad.

El director técnico de la bodega, Alberto Santiago, destaca que «gracias a ello, podemos elaborar una nueva añada de nuestro Súper Grillo». Un vino muy «singular» y «especial» elaborado con el cabernet sauvignon que se cultiva en una parcela que se trabaja con dos caballos, «lo que permite tener la tierra mejor oxigenada y menos compactada», explica el representante de El Grillo y la Luna.

Santiago detalla además que la uva elegida para este caldo realiza la fermentación alcohólica en barrica (lo que se conoce como fermentación integral) durante unos 14 días, tiempo en el que son giradas varias veces al día de forma manual. «Cada barrica que utilizamos para este vino es una microvinificación independiente de las otras y, con esto, conseguimos un vino extraordinariamente potente a la par que suave, redondo y equilibrado», insiste el director técnico. Y reconoce que ha ayudado el clima. Un final de verano con calor y un mes de septiembre con clara diferencia de temperatura entre el día y la noche han sido claves para que la uva de las variedad el cabernet sauvignon y el syrah, con el que se elabora el Súper Grillo, terminaran la maduración de una forma «espectacular» alcanzando el nivel de calidad que hace falta para este tipo de vino. 

«Es tan especial y con tanta calidad que cuesta mucho sacarlo adelante, así que podemos decir que la vendimia 2019 para El Grillo y la Luna ha sido excepcional», afirma Santiago. Además, las escasas precipitaciones y el tiempo seco han evitado la presencia de enfermedades en el cultivo, «con lo que la uva ha entrado a la bodega con un estado sanitario perfecto», reitera.

Dos gamas

La bodega aragonesa cuenta con 53 hectáreas, cuya producción se reparte para la elaboración de sus dos gamas. Así, la cosecha recogida en 18 de sus hectáreas tiene como destino los vinos que se incluyen en la línea El Grillo, en la que se incluyen cuatro referencias -Canto del Grillo, Hop Hop, Grillo y Súper Grillo-. Es con la uva vendimiada en las otras 35 hectáreas la que se destina a la elaboración de la gama La Luna, que también cuenta con otras cuatro referencias -12 Lunas blanco, 12 Lunas tinto, 12 Lunas rosado y el nuevo 12 Lunas garnacha-.

La vendimia de este año permitirá a la bodega situada en Barbastro (Huesca) producir 188.000 botellas de vino, de las que 2.000 se destinarán a la edición limitada de Súper Grillo.

Las ventas de El Grillo y la Luna se reparten al 50% entre el mercado nacional e internacional. De hecho, en el exterior, sus caldos son reconocidos y apreciados por consumidores de México, Suiza, Taiwán, Canadá, Alemania, Rusia, Estados Unidos, Perú, el Reino Unido y China.

Etiquetas
Comentarios