Aragón

JUVENTUD

Los campamentos de verano vuelven a batir récords en Aragón con 422 actividades y más de 26.700 participantes

Si se suman los monitores y el personal de apoyo, las colonias y las acampadas han movilizado este verano a más de 33.000 personas. Las comarcas con más actividad son la Jacetania (95) y el Sobrarbe (90), seguidas a más distancia por la Ribagorza (48) y el Alto Gállego (35).

Campamento "Cheso" . Villanua. Huesca./foto Javier Broto/
Villanúa (en la imagen, el campamento Cheso) es una de las localidades que más colonias y acampadas alberga cada verano. Este año han sido 24, lo que la coloca solo por detrás de Broto (que ha acogido 25).
Javier Broto / Heraldo

Aragón ha vuelto a batir este verano su récord de participantes en los campamentos juveniles que año tras año se celebran sobre todo en el Pirineo, pero también en otras muchas zonas de la Comunidad. Según los datos que recopila el Instituto Aragonés de la Juventud (IAJ), durante los meses de junio, julio y agosto más de 26.700 menores han disfrutado de las 421 colonias y acampadas que han tenido lugar en Huesca, Teruel y Zaragoza.

En septiembre hay previsto un campamento más, por lo que todo apunta a que la cifra total de colonias y acampadas (422) va a quedarse a una sola actividad de las 423 organizadas en 2018 (las colonias se celebran en albergues, residencias u otros edificios y las acampadas, con tiendas instaladas al aire libre). No obstante, los grupos han sido más numerosos, lo que ha permitido volver a superar en casi mil personas el récord de participantes en los campamentos celebrados en Aragón (que ya se batió el año pasado con 25.747 menores).

Además, a esas cifras de niños y jóvenes hay que sumarles las de los monitores y directores y las el personal de apoyo, lo que significa que en total las colonias y las acampadas que han tenido lugar en Aragón han movilizado a más de 33.000 personas.

Como es habitual, por provincias las de Huesca copa la gran mayoría de las actividades con 303 campamentos y 19.710 participantes. A continuación se sitúa Teruel con 65 campamentos y 4.706 menores, mientras que en Zaragoza se han celebrado 53 campamentos que suman 2.319 participantes.

En cuanto a la distribución por comarcas, las más demandadas para celebrar colonias y campamentos han vuelto a ser las pirenaicas también con enorme diferencia. En la Jacetania se han organizado 95 campamentos; en el Sobrarbe, 90; en la Ribagorza, 48; y en el Alto Gállego, 35.

Fuera del Pirineo, otra comarcas que han acogido bastantes actividades de este tipo han sido Gúdar-Javalambre con 20; la Hoya de Huesca con 14; Tarazona y el Moncayo, la Sierra de Albarracín y el Somontano de Barbastro con 13 cada una; y las Cinco Villas y la Comunidad de Calatayud con 10 cada una.

Los municipios con más campamentos celebrados este verano, todos del Pirineo oscense, han sido Broto con 25, Villanúa con 24, Bielsa con 18, Canfranc y Valle de Hecho con 17 y Panticosa con 15.

Loading...

Ni una sola evacuación

El director gerente del Instituto Aragonés de la Juventud, Adrián Gimeno, hace un balance “muy positivo” de la campaña de campamentos de este verano. “Toco madera porque estos días todavía hay seis activos y en septiembre se va a celebrar otro más, pero hasta ahora el tiempo está acompañando y no se ha producido ni una sola evacuación por las tormentas”, destaca el máximo responsable de este organismo dependiente del Departamento de Ciudadanía y Derechos Sociales.

Gimeno explica que la duración media de los campamentos se sitúa “entre los 7 y los 10 días” y que lo más habitual es que los grupos estén formado por “entre 25 y 50 menores”. “Cada vez es más frecuente que este tipo de actividades estén organizadas por empresas especializadas, lo que suele encarecer el precio, pero sigue habiendo muchas entidades sin ánimo de lucro que celebran campamentos de verano, a veces en el mismo sitio que lo hacían hace 30 años”, subraya el director gerente del IAJ. “Son grupos de scouts, de guías, colegios, parroquias, asociaciones de vecinos... Tienen que cumplir los mismos requisitos que pedimos a las empresas funcionando muchas veces gracias al trabajo de voluntarios”.

Aunque Gimeno reconoce que todos los años se sigue detectando algún campamento que no ha notificado su celebración al Instituto Aragonés de la Juventud, asegura que “cada vez son menos”. “Suelen ser grupos venidos de otras comunidades o de Francia que no conocen la legislación aplicable en Aragón, señala. En cualquier caso, el director gerente del IAJ se muestra satisfecho de cómo se está aplicando el nuevo reglamento sobre colonias, acampadas y campos de trabajo aprobado por el Gobierno de Aragón en abril del año pasado.

Este verano ha sido el segundo en el que ha estado vigente esa normativa, así que ya podemos decir que está asentada y además hemos notado que los promotores de los campamentos han tenido menos dificultades para presentarnos toda la documentación requerida”, recalca Gimeno.

El nuevo reglamento sobre colonias, acampadas y campos de trabajo

La entrada en vigor de ese nuevo reglamento ha supuesto la reducción de la ratio de menores por monitor, que ha bajado de 12 a 10. Además, todas aquellas entidades que quieran celebrar una colonia o una acampada en territorio de aragonés tienen que cumplir requisitos como presentar un plan de emergencia con su correspondiente plan de evacuación; hacer un simulacro de evacuación en las primeras 24 horas de la actividad; contar con un responsable de primeros auxilios encargado de todo lo relacionado con el botiquín, los medicamentos y las primeras atenciones en caso de accidente; y disponer además de un responsable de seguridad que se encargue, entre otras funciones, de revisar en los días previos las rutas de las excursiones que vayan a realizarse y de supervisar los planes de emergencia y evacuación.

Además de estas cuestiones, el reglamento regula todo lo relacionado con la seguridad de la ubicación elegida para la actividad, los requisitos sanitarios exigidos, la titulación y los materiales necesarios para poder practicar deportes de aventura y las obligaciones tanto para el promotor del campamento como para su director.

“Desde el momento en el que el promotor nos presenta la declaración responsable con la que notifica la celebración de la actividad, esa información se transmite al 112, a Salud Pública, a la Policía y la Guardia Civil y a las comarcas”, recuerda el director gerente del IAJ. “Además, durante la celebración de las colonias o las acampadas se llevan a cabo un mínimo de dos inspecciones que pueden ser tres o incluso más”.

También hay campamentos en Semana Santa y Navidad

Aunque pueda parecer sorprendente, el verano no es la única época del año en la que se organizan campamentos en Aragón. El Instituto Aragonés de la Juventud también recibe notificaciones de colonias y acampadas organizadas sobre todo en torno a la Semana Santa y también durantela Navidad. “Este año, por ejemplo, en Semana Santa se nos han comunicado unos 60 campamentos”, indica Gimeno, que recuerda que, por su naturaleza, este tipo de actividades van ligadas a los periodos de vacaciones escolares.

¿A qué edad apunto a mi hijo a campamentos?

La psicopedagoga Olga Lázaro explica algunos aspectos a tener en cuenta antes de apuntar a los más pequeños de la casa a un campamento de verano.
Etiquetas
Comentarios