Aragón

26-M

Álvaro Sanz: “Hay que desarrollar los impuestos verdes y recuperar Sucesiones”

La formación se reivindica como "el faro de la izquierda" y critica que Lambán haya pactado políticas económicas con el centroderecha esta legislatura

El candidato de IU a la Presidencia de la DGA, Álvaro Sanz, eligió fotografiarse en la plaza de Los Sitios de Zaragoza
El candidato de IU a la Presidencia de la DGA, Álvaro Sanz, eligió fotografiarse en la plaza de Los Sitios de Zaragoza
José Miguel Marco

Se presentan como IU en las autonómicas, como Unidas Podemos a las generales y como ZEC a las municipales. ¿Puede pasar factura tanto baile de siglas?

Lo que está haciendo IU no es más que un ejercicio de coherencia. Es positivo que la gente tenga una izquierda sólida, que no es voluble y que ha dicho y hecho siempre lo mismo. Quizá la diferencia no esté en IU, sino en los actores que territorialmente representan otros proyectos, y en sus diferencias con sus direcciones nacionales.

¿Cómo están las relaciones con Podemos en Aragón?

Mantenemos una relación cordial como la que tenemos con otras formaciones de izquierda como CHA. Una cosa son las relaciones entre organizaciones y otra, la negociación de un proyecto político. Por eso IU pone sobre la mesa unas posiciones concretas de nitidez en favor de lo público.

¿Cuál diría que ha sido el papel de IU en esta legislatura en las Cortes de Aragón?

IU ha sido el faro de la izquierda y las políticas de progreso. Lo que no es tolerable es que el PSOE quiera pactar políticas de derechos sociales con la izquierda y económicas con la derecha. Patricia Luquin ha hecho un trabajo excelentísimo con una situación muy complicada en la que IU ha puesto en valor lo que es. Independientemente de las aritméticas, que no hacían nuestro voto imprescindible, hemos sido capaces de condicionar políticas en materias fundamentales de derechos de la discapacidad, igualdad y economía social.

¿Cuál va a ser el papel de IU en la política de pactos?

Dependerá de la correlación de fuerzas. IU asume la responsabilidad de poner sobre la mesa una propuesta que sitúa en el centro los derechos fundamentales y el trabajo. Sectores como el de la nieve o empresas como Sarga necesitan una revisión.

¿Hay riesgo de que IU se quede fuera del Parlamento?

No. Creo que en esta Comunidad hay gente luchadora que sabe que es necesaria una izquierda fuerte.

¿Cuál sería la prioridad de IU en las Cortes?

Hay que retrotraer todas las políticas que en materia de fiscalidad han favorecido a una élite en esta Comunidad. También hay que atender el tema de la financiación, sentarnos a hablar con el Ministerio de Hacienda y reclamar la deuda histórica que tiene con Aragón. Por otro lado, se necesita una reorganización clarísima de los servicios de sanidad y educación.

¿Qué política fiscal propone?

Queremos que quienes se están saliendo de rositas de la crisis aporten a la recuperación del Estado de bienestar. Hay que revisar el impuesto de Sociedades, gravar a la banca y profundizar en la lucha contra el fraude fiscal. También se podría, como en Portugal, rebajar los impuestos de los productos de primera necesidad. Anivel aragonés, tenemos que desarrollar los impuestos verdes que están pendientes y recuperar Sucesiones a unos niveles dignos.

¿Gasto social o infraestructuras?

No se debe tener que elegir. Sí priorizaría, por ejemplo, entre el hospital de Alcañiz o Motorland, que cuesta cada año entre 8 y 11 millones de euros. En infraestructuras como las ferroviarias, el cercanías o las carreteras se tiene que comprometer el Estado. La escuela tiene que ser un derecho y en sanidad, hay que avanzar hacia un sistema más preventivo.

¿Cuál es su modelo territorial?

Nosotros hablamos de autogobierno y centralización, de nuevas gobernanzas a la hora de decidir qué se hace y qué no. La partición es un antídoto contra la corrupción y el derroche. Respecto a las diputaciones, creemos que son anacrónicas. Lo que hace falta es descentralizar competencias a las comarcas, dotarlas de recursos suficientes y garantizar una ley de financiación autonómica que blinde también la municipal.

¿Tendría que financiar el Estado las exhumaciones? Vox se niega...

No hay ninguna democracia que se pueda sustentar sobre fosas comunes. Contra los valores antidemocráticos, más laicismo, más memoria y más democracia.

En clave personal: "Me salen muy buenos los garbanzos con langostinos"

¿Cuál es su libro favorito?

Me gusta mucho la literatura. Leo novela, sobre todo novela negra, pero de cabecera tengo siempre un libro de poemas y me encanta Antonio Orihuela. Ahora estoy leyendo ‘Es tiempo de alambradas’.

¿Qué series ve?

Sigo muchas porque no veo televisión. Soy una de esas personas que ha caído en la adicción a las series. Sigo ‘Juego de Tronos’, pero me estoy guardando la última temporada para verla del tirón. También he visto ‘Breaking Bad’.

¿Cuál es la última película que vio en el cine?

‘Tiempo después’, de José Luis Cuerda.

¿Qué coche tiene?

Conduzco un Opel Mokka, pero es de mi pareja.

¿Cuál es su lugar favorito de Zaragoza?

Me gusta mucho pasear por el Casco. El Gancho me encanta.

¿Un pueblo de Aragón que recomiende?

Tengo que recomendar el de mi abuelo, que es Sos del Rey Católico, por obligación, pero Cantavieja es muy bonito también.

¿Cuál es el último país al que ha viajado?

Hace dos navidades estuve en Bakur, en Kurdistán.

¿Dónde veranea?

Hasta hace unos años invertía mis vacaciones en visitar Colombia, un país con el que estoy vinculado desde mi perspectiva internacionalista. También he estado en Cuba, Venezuela, Nicaragua y Honduras, pero desde que mis obligaciones me exigen quedarme aquí aprovecho para visitar a la familia y hacer escapadas.

¿Qué tareas del hogar hace?

Compartimos todas. La limpieza tratamos de hacerla en común, pero hemos tenido que contratar a una empresa de economía social para que nos echara una mano porque no dábamos abasto.

¿Es cocinitas?

Sí, soy cocinitas. Me salen muy buenos los garbanzos con langostinos y el tartar de salmón. De normal, los macarrones también se me dan muy bien.

Etiquetas
Comentarios