Despliega el menú
Aragón

cortes de aragón

Olona reta a Podemos a llevar a la Fiscalía sus denuncias sobre corrupción en Sarga

Maru Díaz pedirá una comisión de investigación tras el informe de la Cámara de Cuentas que revela irregularidades.

Joaquín Olona, consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad en un pleno de las Cortes.
Joaquín Olona, consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad en un pleno de las Cortes.
Cortes de Aragón

El consejero de Desarrollo Rural, Joaquín Olona, retó este jueves a Podemos a llevar a la Fiscalía sus denuncias sobre la presunta corrupción en Sarga, que negó de forma categórica y limitó a irregularidades administrativas. Olona se mostró molesto por las acusaciones de la portavoz podemista en las Cortes de Aragón, Maru Díaz, quien anunció que darán un primer paso con la solicitud de una comisión de investigación en el primer pleno de la próxima legislatura.

Ambos mantuvieron un tenso cara a cara en el último pleno ordinario, en el que la formación morada pidió sin éxito la comparecencia del presidente, Javier Lambán, para dar explicaciones sobre las “demoledoras conclusiones” del informe de la Cámara de Cuentas sobre la gestión de la empresa pública entre 2012 y 2016. Dicho análisis reveló hace menos de un mes que Sarga incumplió la normativa de contratación al adjudicar 10,7 millones de euros “sin tramitar los correspondientes expedientes o fraccionando indebidamente su objeto con la finalidad de evitar la aplicación de las normas de publicidad y concurrencia”.

Maru Díaz reprochó a Lambán que delegara las explicaciones en Olona, la primera vez en la legislatura en una cuestión que afectaba a la gestión del PSOE, una decisión que tildó de “lamentable”. Seguidamente, se centró en cuestionar la gestión de Sarga, tanto del anterior Ejecutivo PP-PAR como del actual, al considerar que el informe de Sarga se queda “corto” respecto al del plan de depuración, que ya provocó una comisión de investigación y que Podemos acudiera a la Fiscalía por “severos indicios de corrupción”.

La diputada defendió que las irregularidades apuntan a “delitos muy graves” porque no solo hubo fraccionamientos, sino que en nueve de los quince contratos de obra de regadío fiscalizados ni se identificó al órgano de contratación ni hay constancia de que se aprobara el expediente de contratación ni los pliegos. Por ello, consideró que solo cabía su contratación a dedo, por lo que sostuvo que, “como poco”, hubo gestión negligente, aunque habló también de una “culpa in vigilando” y de una presunta prevaricación. “O toda la estupidez de Aragón se ha unido en la misma empresa o estamos hablando de otra cosa, de delitos muy graves”, dijo.

Olona se defendió aludiendo a que comparecía en vez del presidente porque es el máximo responsable de Sarga, de la que admitió únicamente irregularidades administrativas y, en ningún caso, delito, fraude o corrupción. El consejero acusó a Podemos de ir más lejos que el informe del órgano fiscalizador y de sacar sus propias conclusiones con un interés “partidista”. “Cuestiono el uso intencionado y político del informe, en absoluto a la Cámara”, añadió.

También negó, como sostuvo el diputado de Ciudadanos, Ramiro Domínguez, que la empresa se haya utilizado como un “chiringuito” con una práctica de contratación “vomitiva”, mientras la diputada de IU, Patricia Luquin, insistió en la tesis del “varapalo” a la DGA. Por su parte, Ramón Celma (PP) eludió hablar de las irregularidades y Lucía Guillén (PAR) y Herminio Sancho (PSOE) cerraron filas y restaron importancia a los “fantasmas” y “tergiversaciones” que, a su juicio, hace Podemos.

Etiquetas
Comentarios