Despliega el menú
Aragón

El calendario de vacunas de adultos empezará a aplicarse en enero

Son recomendaciones para ocho inmunógenos que comenzarán a aplicarse a partir del 22 de enero y supondrá una inversión inicial de 500.000 euros.

Una enfermera pone una inyección a un paciente.
El 22 de enero comenzarán a implantarse.
Mariano Castejón

Son ocho vacunas y empezarán a aplicarse a partir del 22 de enero. Aragón se suma a la puesta en marcha de un calendario de vacunación específico para la población adulta (mayores de 15 años), un acuerdo aprobado por la Comisión de Salud Pública del Ministerio de Sanidad de principios de noviembre y que se implantará en todas las comunidades autónomas, que podrán hacer alguna modificación. En el proceso de elaboración también han valorado comentarios de cerca de una veintena de asociaciones profesionales y sociedades científicas.

"Es algo en lo que Aragón ya estaba trabajando", ha afirmado la consejera de Sanidad, Pilar Ventura, en la presentación del plan de inmunización a la prensa esta miércoles por la mañana. Entre las novedades está que la vacuna antineumocócica para los que cumplan 65 años y un protocolo concreto para la población inmigrante y recomendaciones para las embarazadas. Este calendario contempla ocho vacunas: tétanos-difteria, triple vírica, varicela, antineumocócica, gripe, hepatitis B, meningococo C y el virus del papiloma humano.

Su aplicación supondrá una inversión inicial de 500.000 euros en el presupuesto de vacunas, que cuenta en su globalidad con 8,2 millones de euros, según datos facilitados por Sanidad.

Por su parte, el director general de Salud Pública, Francisco Javier Falo, ha definido este plan como "un paso fundamental en la prevención". Falo ha asegurado que mejora la salud de la población y que las vacunas son un modelo de bajo coste pero muy efectivo. Según ha explicado, la vacunación infantil es bastante reciente por lo que existe parte de la población adulta que nunca ha podido beneficiarse de ella. Además, otros no han desarrollado inmunidad natural y en otros casos en los que han sido inmunizados se recomienda administrar una dosis de recuerdo durante la edad adulta.

Vacunas para la población general:

Tétanos-difteria: Son necesarias cinco dosis a lo largo de la vida. Si ya se han recibido en la etapa infantil se recomienda una dosis de recuerdo a los 65 años.  Triple vírica (sarampión, rubeola, parotiditis): Los nacidos a partir de 1970 tienen inmunidad natural, mientras que los nacidos si no han pasado la enfermedad y no han sido vacunados con dos dosis pueden hacerlo.  Varicela: dos dosis para aquellos que no hayan sido vacunados antes y no hayan padecido la enfermedad.  Antineumocócica: una dosis para los que cumplan 65 años en 2019. Gripe: una dosis anual para todos los mayores de 65 años. No obstante, se recomienda al resto de la población inmunizarse.Según edades específicas:

Hepatitis B: tres dosis para todos los nacidos a partir de 1980.  Meningococo C: una dosis para personas hasta 20 años de edad que no se hayan vacunado por encima de los diez años.  Virus del papiloma humano: tres dosis para mujeres nacidas a partir de 1994 y hasta los 26 años. En cuanto a mujeres embarazadas, se les recomienda difteria, tétanos y tosferina en el último trimestre de gestación. Además de la vacuna de la gripe, que beneficia a madre e hijo.

Por otro lado, a los inmigrantes además de las recomendadas para población adulta se le añade una más: poliomelitis. En especial para aquellas personas procedentes de países donde hay circulación de poliovirus salvaje (tres dosis), poliovirus derivados de la vacuna oral (una dosis) o países vulnerables a la reinfección (una dosis).

Etiquetas
Comentarios