Despliega el menú
Aragón

Serraduy reclama el asfaltado de la carretera

Los vecinos muestran su malestar por la decisión de la DGA de no ampliar los trabajos de acondicionamiento y reasfaltado de la carretera A-1605.

Estado de la carretera a la entrada de Serraduy.
Estado de la carretera a la entrada de Serraduy.
Heraldo.es

Los vecinos de Serraduy y el Ayuntamiento de Isábena del que depende esta localidad ribagorzana han hecho público su malestar por la decisión de la Dirección General de Carreteras de la DGA de no ampliar en un tramo de menos de tres kilómetros los trabajos de acondicionamiento y reasfaltado de la carretera A-1605 que se han venido desarrollando en las última semanas entre las localidades de Laguarres y La Puebla de Roda.

Desde el Valle del Isábena, los usuarios de la carretera reclamaban que la actuación se extendiese hasta la localidad vecina de Serraduy, ya que esos poco más de dos kilómetros y medio de la vía son los que presentan el firme en peor estado de toda la calzada y, además, concluiría una actuación global en el tramo de la carreta que se puede considerar como “histórico” ya que la vía, que nace en Graus, concluía aquí hasta que bien entrada la década de los setenta del pasado siglo fue ampliada hasta Bonansa.

"Han dejado sin asfaltar el trozo que está en peor estado", señala María José Naval, vecina de Serraduy y que utiliza esta carretera "que –describe- es ahora una sucesión de baches, agujeros y trampas para el conductor" prácticamente a diario. Y recuerda que el Ayuntamiento ha solicitado "por activa y por pasiva, con el silencio por respuesta" que siguieran las obras hasta Serraduy aprovechando que las máquinas estaban ya sobre el terreno y que, según han recalcado insistentemente el consistorio y los afectados, "sólo era necesario seguir echando un poco más de asfalto hasta llegar a Serraduy y dejar toda la carretera en buenas condiciones aunque luego se realice una actuación más completa en estos tres kilómetros".

Los vecinos de esta localidad explican que el tramo hasta Serraduy, reformado hace un par de décadas, fue objeto de una intervención deficiente y que se asfaltó entonces sobre una base inestable, "por lo que ahora estamos pagando el problema", mientras que el tramo inmediatamente superior ya fue ejecutado en mejores condiciones sobre una placa de hormigón, por lo que ahora presenta una situación "infinitamente mejor".

Se da la circunstancia de que la carretera A-1605 ha visto multiplicarse en los últimos años la circulación rodada de vehículos ligeros y pesados, tanto por la potenciación turística del territorio o la instalación de varias empresas de notable facturación que sacan por aquí su producción como por el hecho de que muchos conductores hayan elegido esta vía como alternativa a la saturada N-230 en sus desplazamientos hacia o desde el Valle de Arán y la frontera francesa.

Por otra parte, Naval confirma que la maquinaria de asfaltado de la carretera todavía se encuentra en la zona ya que está previsto que se realice un trabajo de acondicionamiento de la pista que conduce al vecino despoblado de Moréns. "Las gentes de la zona estamos muy sorprendidos de que se actúe en una vía marginal y se ignore la situación de un tramo muy peligroso en la carretera principal", apunta esta vecina que espera que el Gobierno de Aragón "recapacite, escuche a los ciudadanos y afronte el acondicionamiento de los menos de tres kilómetros de la carretera entre La Puebla de Roda y Serraduy".

Etiquetas
Comentarios