Aragón

Detenidos dos vecinos de Tauste por intentar matar a otro de 7 cuchilladas por una deuda

La víctima, de 20 años, deambuló de noche por varias calles del pueblo pidiendo ayuda. Finalmente, el joven se refugió en un bar, donde un cliente, al percatarse de sus heridas, lo montó en su coche y lo llevó al centro de salud.

La víctima entró a pedir ayuda en el bar Stop de Tauste, donde un cliente lo vio malherido y lo montó en su coche para llevarlo al centro de salud
La víctima entró a pedir ayuda en el bar Stop de Tauste, donde un cliente lo vio malherido y lo montó en su coche para llevarlo al centro de salud
Heraldo.es

Un joven de 20 años y nacionalidad marroquí permanece ingresado desde el lunes por la noche en el Hospital Clínico de Zaragoza, donde fue trasladado de urgencia desde Tauste después de que dos vecinos de esta localidad –un hombre y una mujer, el primero con antecedentes policiales– intentaran acabar con su vida asestándole hasta siete puñaladas. La víctima logró identificar a sus atacantes, lo que permitió montar un operativo conjunto de Policía Local y Guardia Civil para detenerles. Al cierre de esta edición y tras haberles tomado declaración, la juez de guardia de Ejea de los Caballeros todavía no se había pronunciado sobre su posible ingreso en prisión.

Según ha podido saber HERALDO, el apuñalamiento se produjo sobre las diez de la noche del pasado día 20 en los bajos de un edificio de la calle de San Cristóbal de Tauste. Malherida, la víctima logró escapar de allí y estuvo deambulando por el casco urbano hasta llegar al bar Stop, ubicado en la calle 21 de abril. Al percatarse de su grave estado, uno de los clientes del establecimiento montó al joven en su propio coche y lo trasladó de urgencia al centro de salud del municipio.

Informados de los ocurrido a través de la central del 112, agentes de la Policía Local de Tauste se personaron enseguida tanto en el bar como en el centro médico. El herido presentaba al menos siete heridas de arma blanca –localizadas, principalmente en la cabeza y la espalda–, pero se encontraba consciente y fue capaz de identificar al autor material de las lesiones: Jorge L. C., de 40 años, nacionalidad española y apodado El Mosca.

Tras una serie de indagaciones, los funcionarios supieron que este hombre podría encontrarse en el citado local de la calle San Cristóbal, por lo que fueron a buscarlo. Sin embargo, quienes les abrieron fueron un hombre y una mujer que dijeron no saber donde estaba el presunto agresor y se desvincularon enseguida de lo sucedido.

Pero los agentes se dieron cuenta de que el coche del Mosca se encontraba estacionado a escasos metros, por lo que se acercaron al vehículo y se dieron cuenta de que este se hallaba escondido dentro.

Según fuentes de la investigación, Jorge L. C. negó en un principio ser el autor de la tentativa de homicidio, pero acabó reconociendo que había asestado múltiples puñaladas a Aimad E. A. por una presunta deuda de 1.800 euros vinculada a una compra venta de drogas.

Por estos hechos fue arrestada después otra vecina de Tauste de nacionalidad española identificada como Desiré Gisela A. C. Sin embargo, hasta el momento no ha trascendido cuál fue su participación en lo sucedido.

Pasó por prisión por otro asalto

No es la primera vez que la Guardia Civil imputa a Jorge L. C. un delito de sangre, ya que este hombre ya apuñaló a otra persona en Tauste para robarle un teléfono móvil. Según informó entonces la Comandancia de Zaragoza, el asalto se produjo el 2 de septiembre de 2014 en las escaleras de la iglesia, donde se encontraba sentada la víctima. El Mosca se acercó a esta y le exigió que le entregara tanto la cartera como el terminal. Una vez en su poder, el delincuente sacó una navaja del bolsillo y asestó al joven una puñalada en el antebrazo derecho, de 6 centímetros, y otra de un centímetro en la zona del abdomen.

La víctima huyó del lugar y se dirigió al centro de salud de Tauste para ser atendido de las heridas, donde fue derivado a un centro hospitalario de la capital aragonesa. Una vez finalizada la cura de las lesiones, el hombre regresó al municipio para interponer denuncia por lo ocurrido. Por estos hechos, el juez de guardia decretó el ingreso en prisión de Jorge L. C.

Etiquetas
Comentarios