Aragón
Suscríbete por 1€

Heraldo Joven

6 consejos para aprovechar al máximo las prácticas de verano

Durante las vacaciones de verano, muchos estudiantes y recién graduados se suman al mundo laboral con prácticas formativas.

Los jóvenes aprovechan el verano para introducirse en el mundo laboral.
Los jóvenes aprovechan el verano para introducirse en el mundo laboral.
Pixabay

Cuando las clases se acaban, los alumnos de los últimos cursos y los recién graduados buscan su sitio en el mercado laboral. Muchos de ellos pasarán sus vacaciones lectivas aprendiendo el oficio en alguna empresa o institución. Durante este periodo formativo, es importante que los becarios tengan en mente algunos consejos con los que aprovechar al máximo las prácticas, que son una etapa intermedia entre la formación teórica y el empleo real.

“El verano ofrece una oportunidad inmejorable para tomar contacto con el entorno laboral, algo totalmente desconocido para la mayor parte de los estudiantes, y ver desde dentro el funcionamiento de una empresa”, explica David Monge, director general de la compañía de Recursos Humanos Nexian.

El descenso en la carga de trabajo durante el periodo estival facilita la posibilidad de tener un mayor acompañamiento durante el desempeño de las tareas encargadas y, a la vez, supone el surgimiento de más oportunidades de enfrentarse a situaciones reales. Sin embargo, la falta de experiencia profesional dificulta en algunos casos el salto de becario a empleado.

1. Ofrece tu ayuda

“Es tu oportunidad, exprime la experiencia”, aconseja Monge. "Sé observador y pide que te expliquen todo aquello que no comprendes. Muestra tu capacidad de implicación, tu disponibilidad y tu interés por realizar correctamente el trabajo".

2. Haz contactos

Para moverse en el mundo laboral es importante generar una red de contactos sólida. “Una cuarta parte de los becarios que entran en una empresa son invitados a continuar en la misma si su desarrollo e interés han sido positivos”, añade el experto en recursos humanos.

3. Aprende a distinguir entre qué debes y qué no debes hacer en un trabajo

Se trata de una cuestión esencial para la adaptación y la evolución en el mercado de trabajo. "Dentro de este proceso de aprendizaje, es normal que existan críticas o correcciones que a veces no gusta oír. Asúmelas positivamente y trata de que no se vuelvan a repetir", indica Monge.

4. Piensa en el futuro

Las prácticas son el primer paso en una carrera profesional y sirven para conocer la responsabilidad real que supone pertenecer a un equipo de trabajo.

5. Sé realista

El becario queda eximido de gran parte de las responsabilidades. Pero, como contrapartida, también es el destinatario habitual de algunas tareas poco gratificantes. "Acéptalas con proactividad, con respeto y entendiendo que todas las labores son un paso más dentro de un proceso de trabajo".

6. Completa tu currículum

Esta experiencia permitirá aplicar los conocimientos adquiridos, desarrollar competencias y será un valor diferencial frente a otros muchos currículums similares.

Ir al suplemento de Heraldo Joven.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión