Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

La lista de espera para la vacuna de meningitis B crece ante la escasez de dosis

Las boticas denuncian otra vez que apenas llegan unidades para atender la demanda.

Una dosis de Bexsero que una farmacia tenía reservada ayer para un cliente en lista de espera.
Una dosis de Bexsero que una farmacia tenía reservada ayer para un cliente en lista de espera.
F. Jiménez

La lista de espera para comprar la vacuna de la meningitis B continúa creciendo ante la falta de dosis disponibles. Las unidades siguen llegando con cuentagotas a las boticas a pesar de que la previsión inicial era de que a partir del segundo trimestre del año la distribución estuviera prácticamente normalizada. Hay padres que llevan más de tres meses esperando el fármaco.

Desde que el Ministerio de Sanidad permitió en octubre del año pasado la venta libre de la vacuna de la meningitis B en las farmacias (comercializada con el nombre de Bexsero), las peticiones de este medicamento se han disparado hasta agotar las existencias. Ante la demanda, Sanidad negoció la comercialización de un lote que llegó de Portugal (23.000 para toda España), pero del que las boticas aragonesas apenas recibieron alguna unidad.

Así, algunas farmacias confirmaron ayer a este periódico que los problemas continúan y hay establecimientos con listas de espera de hasta 30 personas. Aunque diariamente solicitan a las distribuidoras estas vacunas, reconocieron que tan solo reciben un par cada quince o veinte días "como mucho". Explicaron, asimismo, que aunque en un principio se dijo que antes del verano llegarían más vacunas a la farmacias, "ahora ni siquiera pueden asegurar cuándo se conseguirán".

Una de las peculiaridades del Bexsero es que se puede inocular a partir de los dos años, pero siempre tienen que ser dos dosis (con una diferencia de al menos de dos meses entre ambas). Cada una de las inyecciones tiene un coste de 106,15 euros. Por ello, tanto los farmacéuticos como los pediatras aconsejan a los padres comprar o, al menos reservar, las dos inyecciones para evitar problemas posteriores por desabastecimiento y asegurarse la efectividad de la vacuna. "Nosotros las que vamos recibiendo las suministramos de dos en dos a la gente que la tiene reservada", explicaba ayer mismo la trabajadora de una de las farmacias del paseo de la Independencia que reconoció que, ahora mismo, las unidades que llegan se destinan a la lista de espera.

Ante la alarma generada entre los padres cuando se comercializó la vacuna y la falta de fármacos disponibles, la dirección de Salud Pública tuvo que salir al paso y publicar una circular para que los sanitarios informaran sobre la meningitis B y transmitieran tranquilidad a los padres.

En la nota, insistía en que no existía ningún riesgo a la población y que la tasa de incidencia de la meningitis B no había aumentado ni se había registrado ningún brote en los últimos meses. En Aragón, durante 2014 y 2015 se diagnosticaron solo tres casos de meningitis B (de 85, 12 y 3 años de edad, respectivamente) sin ningún fallecimiento.

En ese sentido, la dirección de Salud Pública recomienda inmunizar frente al meningococo B "exclusivamente" al "escaso número de personas" con factores de riesgo de padecer la enfermedad meningocócica invasiva. Considera que no es necesario la generalización de su uso ni la introducción en el calendario oficial de vacunaciones.

Sin embargo, muchos pediatras aragoneses sí que son partidarios de extender la inoculación de esta vacuna para proteger al mayor número de niños y controlar la enfermedad. Recuerdan que en algunos casos, la meningitis B puede desencadenar importantes consecuencias físicas e incluso provocar la muerte. No obstante, los profesionales sí que recomiendan no solapar esta vacuna con otras por los efectos secundarios que, aunque "son similares a un catarro o gripe", puede provocar el Bexsero.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión