Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

El lienzo barroco que se conserva de la antigua iglesia luce ya restaurado en Épila

El gran cuadro, que se ha recuperado con ayuda de la DPZ, será presentado esta tarde.

Momento en el que se procedió a colocar el cuadro, ya recuperado, en la iglesia.
Momento en el que se procedió a colocar el cuadro, ya recuperado, en la iglesia.
ANTIQUE

Épila celebrará esta tarde con una ‘Misa de la Coronación’ de Mozart a cargo de la polifónica Miguel Fleta la restauración integral del gran cuadro barroco de Santa María la Mayor que puede verse en la parte de atrás del altar de su iglesia parroquial. La actuación, que ha supuesto una inversión de 16.300 euros, ha sido posible gracias al plan de restauración de bienes muebles eclesiásticos de la Diputación Provincial de Zaragoza.

Se trata de un lienzo de grandes proporciones –3,52 metros de alto por 2,42 metros de ancho– que fue pintado por un artista aún desconocido en torno al año 1630. Su título completo es ‘Santa María la Mayor con ángeles músicos, Dios padre y el Espíritu Santo’, aunque en el municipio también se le conoce como ‘Nuestra Señora de las Nieves’.

"Se trata de un cuadro al que los epilenses le tenemos un gran cariño porque es uno de los pocos elementos que se conservan de la anterior iglesia, la que se derribó para construir el templo actual –explicó el teniente de alcalde y concejal del Cultura del Ayuntamiento de Épila, Adolfo Díez–. Por sus características y su iconografía, se piensa que es el cuadro que presidía el retablo mayor". Además, hay que recordar que la iglesia parroquial de esta localidad de la comarca de Valdejalón también está dedicada a Santa María la Mayor.

El lienzo estaba muy oscurecido por una capa de suciedad y por la oxidación del estrato de barniz. También presentaba una gran acumulación de cera, desgarraduras, quemaduras por velas, destensados, deformaciones en el soporte y pérdidas y levantamientos en la policromía. Gracias a una inversión de 16.335 euros financiada por la Diputación de Zaragoza (60%), el Ayuntamiento de Épila (20%) y el Arzobispado de Zaragoza (20%), el cuadro ha sido restaurado en una intervención que ha permitido recuperar en gran medida su aspecto original.

Los trabajos, ejecutados por la empresa Antique, comenzaron por un estudio en profundidad de la obra que incluyó analíticas y ensayos de idoneidad y un estudio histórico-artístico. Después, se procedió a la limpieza del lienzo y a la eliminación de la capa de barniz degradada.

Más tarde, se descolgó el cuadro para realizar los tratamientos de fijación de la policromía y la corrección de las deformaciones y de otros problemas del soporte. Y en una última fase se procedió al estucado de las zonas dañadas con materiales idénticos a los originales, la restauración del marco, la recolocación del lienzo en su ubicación original, la reintegración pictórica de las pérdidas de policromía y la aplicación de una capa de protección.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión