Despliega el menú
Aragón

El PSOE dice que el órdago de Echenique para asumir el plan fiscal de ZEC no le condiciona

Podemos vincula el apoyo a los presupuestos de la DGA a aprobar los impuestos en Zaragoza. El portavoz socialista, Carlos Pérez Anadón, tilda lo dicho por el líder violeta de "vieja política".

El secretario general de Podemos Aragón, Pablo Echenique.
El secretario general de Podemos Aragón, Pablo Echenique.
oliver duch

El PSOE de Zaragoza no se ve condicionado por presiones externas a la hora de negociar con Zaragoza en Común (ZEC) las ordenanzas fiscales, después de que el secretario general de Podemos Aragón lanzase ayer un órdago a Javier Lambán vinculando su apoyo a los presupuestos de la Comunidad con quelos socialistas aprueben los tributos que plantea el Gobierno de Pedro Santisteve.

Pese a que Podemos había insistido hasta ahora en que no tenía nada que ver con ZEC, Echenique planteó ayer un apoyo que ni siquiera esperaban desde el Gobierno local, que se resistió a valorar. Preguntado por ello, el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, se mostró favorable a llegar a un acuerdo entre las fuerzas de izquierda en ambas Administraciones, pero a su vez afirmó que el grupo municipal del PSOE en Zaragoza es "autónomo" en su manera de funcionar.

El portavoz del PSOE en Zaragoza, Carlos Pérez Anadón, aseguró que lo planteado por el líder autonómico de Podemos le suena a "vieja política". "Lo que tiene que hacer Pedro Santisteve es no escudarse en Echenique, coger el toro por los cuernos y liderar el Gobierno de la ciudad", en lugar de estar "preocupado de que extramuros le digan lo que tiene que hacer con las ordenanzas". Para posibilitar un acuerdo con el PSOE, Pérez explicó que ZEC "tiene que tener claro que los socialistas ya gobernaban antes la ciudad y que, por tanto, las políticas a implementar serán de matices pero no estructurales". Además, añadió que si pretenden un pacto, han de tener en cuenta que "en nuestro programa hablamos de mantener la presión fiscal y no bajarla, a diferencia del PP". El malestar por las palabras de Echenique se hizo patente en otros partidos del Consistorio, como CHA, que las tachó de "injerencia".

Apoyo condicionado

Echenique, por la mañana, explicó que ve "muy difícil" que su grupo dé el voto afirmativo a la propuesta presupuestaria de los socialistas para la Comunidad si el PSOE plantease "cosas incoherentes" en la DGA y en el Ayuntamiento en materia fiscal. Dijo que, en el caso de que los socialistas rechazasen la "fiscalidad progresiva" de ZEC para la capital, se le haría "muy difícil" a su grupo creer que la propuesta socialista es "real". En ese supuesto, según Echenique, "la ciudadanía tendría sobrados motivos para sospechar que el PSOE está pensando más en la campaña electoral que en las condiciones de vida de la ciudadanía".

El líder de Podemos Aragón remarcó el carácter de "oposición" de su grupo y destacó que la "responsabilidad" de aprobar los presupuestos es del PSOE. "No se puede ser presidente con solo 18 escaños y pretender que sea la oposición quien saque las castañas del fuego", criticó. También aludió al cumplimiento del decálogo de medidas firmado entre Podemos y el PSOE.

Lambán pide llegar a un pacto

Preguntado por las palabras de Echenique, el presidente de Aragón, el socialista Javier Lambán, instó en un principio al acuerdo entre las fuerzas de izquierda, tal y como "mandató la ciudadanía" tanto en el caso de la DGA como en el Ayuntamiento de Zaragoza, algo de lo que dijo está "convencido" de que ocurra.

A continuación, al considerar si hablaría con el PSOE en el Ayuntamiento, afirmó que el grupo municipal socialista es "autónomo" en sus decisiones.

Fuentes del entorno del presidente aseguraron que, en sus declaraciones, quiso hacer hincapié en la diferencia existente entre las dos Administraciones y la necesidad de implementar políticas de progresividad, ya que en el caso de la DGA gobernaba el PP y en Zaragoza ya lo hacía el PSOE.

Etiquetas
Comentarios