Despliega el menú
Aragón

Aragón, sobre ruedas al Mundial

Diego Ruiz y Martí Vigo son los únicos representantes españoles en el Mundial de rollerski. El soporte sobre el que se deslizan, Quionne, también es de la tierra.

A Diego Ruiz y Martí Vigo les une su pasión por el esquí. Deslizarse sobre el manto blanco en una especialidad, la del esquí de fondo, que requiere un entrenamiento constante durante todo el año. Pero en pleno verano, las tablas están guardadas. ¿Cómo se puede prolongar la preparación en la estación seca? La solución nació en la década de 1930 en Suecia, cuando vieron la luz los primeros modelos de esquís sobre ruedas. El rollerski se convirtió, desde entonces, en un instrumento imprescindible para realizar entrenamientos con bastones. Y su uso le ha permitido transformarse en una disciplina deportiva independiente del esquí, hasta ser protagonista de competiciones de rango nacional e internacional. Diego Ruiz y Martí Vigo dan el salto de la nieve al asfalto. Ambos participan del 24 al 27 de este mes en el Campeonato del Mundo de rollerski que se celebra en Trentino, en el Valle di Fiemme de los Dolomitas italianos. Pero su presencia no es el único componente aragonés en el evento. Los soportes sobre los que se deslizan son de la firma Quionne, rollerskis creados por los ingenieros de la tierra Víctor Lobo y Marcos Rupérez. "Va a ser una prueba de fuego para nuestro prototipo y también para los deportistas: directamente al Mundial. Somos pioneros en España", resalta Lobo, multicampeón nacional en triatlón de invierno y olímpico en los Juegos de Sochi 2014 en biatlón.

"Va a ser una experiencia única", asegura Diego Ruiz. A sus 38 años, el experimentado fondista, con tres Juegos Olímpicos en su palmarés (Nagano 1998, Turín 2006 y Vancouver 2010), se estrena en esta disciplina "desconocida", pero que a él le ha reportado varios títulos: el último, el campeonato de España celebrado en Reinosa el pasado domingo. "El rollerski es nuestro soporte cuando la nieve desaparece, ya que se consigue un trabajo integral del cuerpo con el movimiento de piernas y brazos. Su uso siempre ha sido ese, pero también ha ido creciendo el número de personas que se han enganchando a esquiar sobre ruedas, porque te permite mantener el contacto con la naturaleza. Desde la primera prueba de la Copa del Mundo (1993), esto ha ido a más y ha atrapado a los profesionales, que no dudan en probarse en Mundiales como el que vamos a disputar", explica el jaqués.

El equipo ha evolucionado radicalmente desde aquellos primeros diseños de tres ruedas y un freno. Ahora se utilizan aleaciones ultraligeras y chasis de alta tecnología. "Lo novedoso del producto Quionne, el primero de sus características en nuestro mercado, radica en su flexibilidad. El rollerski es de fibra de carbono y muy ligero, debido al diseño de la llanta", detalla Lobo, que ha sacado petróleo de su experiencia en dos décadas competitivas en el triatlón y biatlón.

La firma Quionne patrocina a los dos esquiadores, a los que suministra el revolucionario material. "Fabricamos y vendemos rollerskis para estilo patinador, pero aprovechando la necesidad de nuestros corredores nos hemos puesto a crear un prototipo de clásico, que además puede aportar un plus de velocidad en competición", aclara Lobo, que acude a la cita italiana como soporte técnico. "Una vez allí, intentaremos dar a conocer nuestro producto ya que es un ambiente propicio", añade.

Los mejores especialistas se van a encontrar con las famosas pendientes de las carreteras de los Dolomitas italianos, y ahí los Quionne aspiran a "volar". "La clave está en las ruedas", apunta Martí Vigo. El deportista de Sesué, en edad júnior (17 años), debuta en este evento de caché después de "uno de los mejores inviernos" con los esquís: plata en la Copa de España absoluta, bronce en el Nacional (patinador) e internacional con España en el Festival Olímpico de la Juventud Europea (FOJE). "La técnica es muy similar a cuando vas con esquís, lo único que no tienes frenos y no puedes derrapar. Es espectacular porque las carreras se diseñan con pendientes, y ahí está el valor de las ruedas (fabricadas en uretano), que pueden ser lentas, medianas, rápidas. En los campeonatos de primer nivel se colocan las rápidas", detalla Vigo, que se muestra "entusiasmado" ante el debut. "Tengo muchas ganas de ver cómo es un campeonato de esta modalidad. Estarán presentes muchos de los fondistas de Copa del Mundo y el certamen promete. Espero disfrutar y aprender", completa.

Diego Ruiz y Martí Vigo, que acuden acompañados por el entrenador de la Federación Española de Deportes de Invierno, Ángel Giménez, estarán en la línea de salida de la prueba de cronoescalada en estilo clásico, del día 24, y en la carretera de estilo patinador, del 27, que es la que más público aglutina.

Etiquetas
Comentarios