Despliega el menú
Aragón

Las multas de Tráfico crecieron un 7,6% en 2014 en Aragón

En torno al 60% de esas sanciones fueron por exceso de velocidad. La DGT ha normalizado la reducción del margen de error de los radares.

Las multas de Tráfico crecieron un 7,6% en 2014 en Aragón
Las multas de Tráfico crecieron un 7,6% en 2014 en Aragón
OLIVER DUCH

Las multas de Tráfico aumentaron un 7,6% el pasado año en Aragón, pasando de las 209.227 impuestas en 2013 a las 225.161 que se registraron en 2014, según datos aportados por la Asociación Europea de Automovilistas (AEA).

Especialmente significativa es la subida en la provincia de Huesca, con un incremento del 31% en este tipo de sanciones. El contrapunto lo pone Teruel, con un descenso del 9,4%.

Más de la mitad de esas multas están relacionadas con la velocidad y se espera que tras la puesta en marcha de la normativa 'Operativa 7' de la Dirección General de Tráfico los registros sigan aumentando.

Para Mario Arnaldo, presidente de AEA, Tráfico debería explicar el aumento de las sanciones, al considerar que “está más vinculado a los fines recaudatorios que a la seguridad vial”.

Provincias aragonesas

Las denuncias impuestas por Tráfico en Zaragoza experimentaron un crecimiento del 8,7%. La provincia registró un total de 101.781 sanciones, mientras que en 2013 las mismas fueron 93.624.

La subida de Huesca (31%) está ostensiblemente por encima de la media: 60.502 multas en 2014 frente a 46.174 en 2013.

Por su parte, Teruel es la única zona donde se aprecia una disminución en sanciones (9,2%). Pasa de 69.429 a 62.878. 

Exceso de velocidad

Según informan desde AEA, casi el 60% de las sanciones de Tráfico se deben a excesos de velocidad. Así, más de 130.000 del total de 225.161 multas registradas en Aragón el pasado año se debieron a detecciones de lo radares (fijos y móviles).

“El éxito de un radar debería ser que funcione cada vez menos, pero desafortunadamente no es así. Además, a partir de los datos que manejamos, se aprecia que los españoles hemos corrido más en 2014 y, sin embargo, el número de accidentes ha descendido, explica Arnaldo, quien especifica que “en 2013 la velocidad media en las carreteras fue de 78,4 kilómetros por hora y hubo 251 muertos, mientras que en 2014 la velocidad media fue de 80,1 kilómetros por hora y las víctimas fueron 194”.

Así, concluye, “se puede decir que existe cierto afán recaudatorio por parte de la Administración”.

'Operativa 7'

Con el arranque de 2015, la DGT puso en funcionamiento en toda España una normativa

para reducir los márgenes de error de los radares, que hasta el momento solo saltaban si un coche sobrepasaba la velocidad permitida en 10 kilómetros por hora. 

Ahora, en radares fijos, se sancionará a aquellos conductores que superen en 5 kilómetros por hora lo estipulado por norma, siempre que el coche vaya a menos de 100 kilómetros por hora y si va a una velocidad mayor a la centena, se permitirá que exceda la velocidad máxima en un 5%.

En los radares móviles se permite un margen más alto: 7 kilómetros por hora en una medición menor de 100 kilómetros por hora y del 7% si es superior.

De esta forma, la DGT hace extensivo a todo el territorio español lo que ya implantó a modo de prueba en Galicia durante el verano de 2013.

De esta forma, se conseguirá unificar criterios, puesto que hasta el momento era cada Jefatura Provincial de Tráfico la que establecía los márgenes, generando diferencias entre los conductores españoles de cada territorio.

“Considero que la 'Operativa 7' se ajusta a la legalidad, pero es obvio que persigue fines recaudatorios, ya que tan solo son unos kilómetros por hora menos y no mejora la seguridad vial”, indica Arnaldo, para quien además “no se ha advertido con tiempo suficiente esta nueva normativa”.

Por ello, conluye que "las multas de velocidad aumentarán considerablemente en 2015, sin que por ello se reduzca sustancialmente el número de accidentes".

Etiquetas