Despliega el menú
Aragón

Los dependientes mayores de 80 tienen que esperar dos años por una plaza de residencia

Un total de 8.323 aragoneses están a la espera de recibir una ayuda por dependencia en la Comunidad, donde hasta el pasado mes de diciembre se presentaron 45.346 solicitudes. La DGA no concreta cuántos hay en lista de espera para entrar en residencias.

La Navidad de los más mayores, mejor en familia
Denuncian el ingreso forzado y sin garantía judicial de mayores en residencias de Aragón
HA

La mayor parte de los dependientes en Aragón superan los 80 años y sufren esperas de más de dos añospara acceder a una plaza de residencia. Así lo pone de manifiesto un informe elaborado por el Observatorio Estatal de la Dependencia, en el que participan los directores y gerentes sociales de las distintas Comunidades Autónomas.

El tiempo de espera antes de mayo de 2011 era de6 meses. Sin embargo, con el Real Decreto de julio de 2012, el Gobierno dio un periodo de tiempo añadido y hay Comunidades que sumaron seis meses más del procedimiento administrativo. En la actualidad, indican las mismas fuentes, el plazo formal es de dos años y medio. "Si el 53% de las personas dependientes tienen más de 80 años, su esperanza es como mucho de 4 o 5 años, por tanto, si lo dejas esperar más de dos años, esas personas van a fallecer sin el derecho que se les ha reconocido", denuncia el presidente de este colectivo.

Gustavo García, representante de esta asociación en Aragón, asegura que el número de beneficiados por estas prestaciones se ha visto reducido en los últimos años como consecuencia de los "recortes" acometidos en esta materia. 

Así pues, un total de 8.323 aragoneses estarían a la espera de recibir una ayuda por dependencia en la Comunidad, donde hasta el pasado mes de diciembre se presentaron un total de 45.346 solicitudes. Desde la Asociación Estatal de Directores y Gerentes de Servicios Sociales denuncian que a día de hoy hay en Aragón 8.973 beneficiarios menos que en 2011, cuando la cifra ascendía a 27. 475.

De esta forma, indican, el llamado 'Limbo de la dependencia' –es decir, el número de personas que tienen el derecho reconocido, pero que no reciben ninguna ayuda– ha pasado del 24,7% en 2011 al 31% en 2013, situándose así por encima de la media estatal (23%).

Presión hospitalaria

Todo esto -advierte García- va a generar una presión hospitalaria que es mucho más costosa. "Aquí en los hospitales hay trabajadoras sociales desesperadas buscando a alguien porque les dicen que esa cama que está ocupando el anciano, la necesitan para otro enfermo crónico, y si no se pone remedio, cada vez habrá más casos", vaticina. 

El aragonés José Manuel Ramírez, presidente del Observatorio Estatal de la Dependencia, da cifras de este gasto social: "Una cama en el Miguel Servet le cuesta al Estado 550 euros diarios, mientras que en una residencia supone unos 55 de media".

Desde el Observatorio critican que "solo se estén atendiendo los casos de urgencia social" y estiman que una de cada tres personas dependientes con el derecho reconocido estarían en lista de espera en la Comunidad para optar a una plaza de residencia. La DGA, por su parte, no da cifras al respecto y niega, además, que haya un "bloqueo de camas" en los hospitales por parte de pacientes crónicos, tal y como han denunciado otras Comunidades como Canarias. "Ahora mismo tenemos 50 camas libres en el Hospital Clínico de Zaragoza esperando ser ocupadas", añaden fuentes del Departamento de Sanidad, Bienestar Social y Familia.

Abandono de ancianos

El personal sanitario consultado descarta también que se trate de un "fenómeno alarmante", como el de Canarias, si bien reconocen que existen "casos puntuales" que sufren un "repunte" en determinadas épocas del año. "Hay situaciones en las que se puede alargar la estancia en los hospitales de una a dos semanas, pero se prevé dentro del periodo normal de hospitalización. Es algo bastante habitual en esta época del año -cuando se producen más ingresos- porque las familias no son capaces de buscar sus propios medios y deben recurrir a la administración", explica Irene Gállego, presidenta del Colegio de Trabajadores Sociales de Aragón.

La misma opinión comparte Evangelino Navarro, representante sindical de CSI-F-Aragón, quien matiza que si se retrasa alguna estancia es siempre por orden del facultativo médico, "por el bien común y social de la persona", subraya.

A su juicio, el abandono de personas mayores en Urgencias es más "frecuente" en verano, una época en la que sí se han detectado casos puntuales: "Una vez tuvimos a un amputado que vivía solo y si lo mandabas a casa, lo estabas encarcelando. Existen casos como este y otros de abandono de ancianos en vacaciones que son para reflexionar, pero normalmente no se utiliza el mecanismo de bloqueo de camas que ha salido en los medios", puntualiza.

Una explicación al problema de Canarias

Según los trabajadores sociales, Canarias, Valencia y Andalucía son las Comunidades que se sitúan a la cola en materia de Servicios Sociales, lo que podría explicar ese "colapso".

Desde el Observatorio estatal señalan que la isla tiene una ratio que no llega a 3 plazas de residencia por cada 100 mayores de 75, cuando en España la media es de 5; además, precisan, el 0,5% de la población canaria recibe ayudas por dependencia cuando la media estatal se sitúa en el 3%. "El Gobierno de Paulino Rivero está recogiendo los frutos de lo que ha sembrado y las familias no merecen cargar con la culpa", sentencia, comprometido, el director de Casa Amparo. 

Por su parte, desde el sindicato médico Cemsatse opinan que puede tratarse de una "medida de presión colectiva" y aseguran que aunque de momento este fenómeno no se ha registrado en Aragón, la "presión asistencial" es cada vez mayor como consecuencia de los recortes en materia de dependencia. "Estas situaciones que escuecen se producen en momentos complicados: se ha hecho una distribución a la baja de los recursos, donde antes había seis facultativos ahora son cinco, hay cada vez más paro y más familias que no pueden atender a los suyos y, como tampoco hay suficientes plazas en residencias, la carencia a día de hoy es impresionante", concluye tajante el secretario autonómico de Cemsatse Lorenzo Arracó.

Etiquetas