Aragón

Protección civil

El traslado del helicóptero 112 a la base aérea ahorra costes y mejora la protección

El Gobierno de Aragón ahorrará los 50.000 euros que costaba mantener el aparato en el aeropuerto de Zaragoza.

Autoridades junto al helicóptero medicalizado
Autoridades junto al helicóptero medicalizado

El traslado a la base aérea de Zaragoza del helicóptero del 112 Agusta-Bell Power-109, utilizado en situaciones de emergencia como los accidentes de tráfico, mejorará el operativo de protección civil y supondrá un ahorro de 50.000 euros al año.

El Gobierno de Aragón ha firmado un acuerdo de colaboración con el Ministerio de Defensa, por el que la base aérea cede la plataforma y las instalaciones para la ubicación del helicóptero durante cinco años, prorrogables hasta setenta y cinco.

El consejero de Política Territorial e Interior, Antonio Suárez, ha suscrito este viernes este convenio con el director general de Infraestructuras del Ministerio de Defensa, el teniente general del ejército del aire Eduardo Zamarripa, después de que el helicóptero haya aterrizado en una de las pistas de la base, en torno a las 10.15.

Se trata de uno de los dos helicópteros medicalizados que dispone el Gobierno de Aragón -el segundo se encuentra en el parque de Bomberos de Teruel, pero se estudia su traslado al aeródromo de Caudé-.

Esta nueva ubicación mejorará la coordinación de todo el operativo de protección civil en situaciones de emergencia, al situarse en el mismo lugar que un helicóptero de la Guardia Civil y el servicio contra incendios de la base, ha explicado Suárez.

Además, supone para el Gobierno de Aragón un ahorro de 50.000 euros, la cantidad que hasta ahora desembolsaba al año por mantener el helicóptero en el aeropuerto de Zaragoza.

Con este convenio, la base área cede sus instalaciones, mientras que la empresa Inaer, contratada por el Ejecutivo autonómico, continuará afrontando el mantenimiento, limpieza y suministro del aparato.

A fecha de 19 de diciembre, los dos aviones medicalizados del Gobierno de Aragón, en los que viaja un piloto, un mecánico, un médico y un ATS, han realizado 293 servicios, lo que supone 330 horas de vuelo.

Las situaciones de emergencia que han atendido son, en primer lugar, casos de enfermedad, principalmente infartos, seguidos de accidentes de tráfico e incidentes deportivos en la montaña.

El día de la semana en el que más servicios de estas características se prestan en Aragón es el domingo, debido principalmente a los accidentes atendidos relacionados con el deporte.

Esta medida se enmarca dentro de la colaboración que el Gobierno de Aragón mantiene con el Ejército, en cuestiones que afectan a la protección civil, no solo porque ahorra costes, sino porque mejora la operatividad, ha dicho.

"Con la Unidad Militar de Emergencias (UME) se firmó un convenio de colaboración; la Guardia Civil atiende los rescates de montaña y ahora el ejército del aire se implica así con la protección civil de Aragón", ha concluido.

Etiquetas