Aragón

Seguridad Vial

Los radares de la DGT controlarán si los vehículos circulan con la ITV caducada

La red de carreteras de Aragón cuenta con 60 radares fijos, que permitirán a Tráfico comprobar si los conductores que rebasan el límite de velocidad han pasado la revisión. La medida ya está en funcionamiento en Cataluña.

Los radares de la DGT controlarán si los vehículos circulan con la ITV caducada

Los radares fijos de la DGT no solo multarán a los conductores que incumplan los límites de velocidad, sino que también servirán para controlar si los vehículos de los infractores han pasado o no la Inspección Técnica del Vehículo (ITV). En Aragón hay 60 puntos fijos de control, que en los próximos meses podrían comenzar a realizar esta segunda labor, cuyo objetivo es evitar que los coches circulen sin garantías de que están en buen estado. Desde Tráfico aún no quieren dar una fecha para la puesta en marcha del nuevo sistema en Aragón ni dar más detalles sobre su funcionamiento, pero sí aseguran que es un tema que se está estudiando y que se llevará a cabo "a corto plazo".

El propio jefe de la Unidad de Normativa de la DGT, Javier Villalba, ya confirmó que este organismo iba a comenzar a recabar información sobre la ITV a través de los radares, una acción incluida "dentro de un paquete de medidas a corto y largo plazo para intentar un rejuvenecimiento del parque automovilístico español", entre las que también estaban las cartas que desde hace unas semanas están llegando a los dueños de los vehículos más antiguos.

Este nuevo paso adelante de la DGT en el control del estado de los vehículos también está relacionado con la reciente implantación del sistema de control ITICI (Intercambio Telemático de la ITV), que permite a Tráfico cruzar los datos de cada una de las delegaciones territoriales de inspección y conocer al momento la situación actual de todo el parque automovilístico del país.

En principio, los radares no recabarían información sobre todos los vehículos que circulen por esa carretera, sino que desde Tráfico solo obtendrían la de aquellos conductores 'fotografiados' por el aparato, lo que les llevaría a realizar la comprobación del estado de la inspección técnica. Este sistema ya se ha estrenado en Cataluña, donde el Servicio Catalán del Tráfico ya ha comenzado este mes a cruzar los números de matrícula obtenidos con los radares -y con lectores de matrículas instalados en las carreteras- con la base de datos de vehículos sin la ITV en vigor.

En la comunidad vecina, la política elegida ha sido la de advertir a los infractores para, dentro de un tiempo, comenzar a multar a los conductores que sigan sin tener este documento en regla, pero desde la DGT todavía no han aclarado si primero se avisará o directamente se pondrá una sanción. La multa estipulada por circular sin haber pasado la inspección es de 200 euros.

Miles de vehículos sin la ITV

Según datos de Tráfico de este año, hasta un 20% del parque móvil no habría pasado esta inspección, una cifra que en Aragón supondría rebasar la cifra de los 100.000 vehículos. Sin embargo, la última campaña realizada por la DGT para advertir a los propietarios de automóviles con más de 10 años de vida hace pensar que estas cifras podrían no ser del todo reales, ya que centenares de personas recibieron cartas en los que les informaban de que coches y motos retirados hace varias décadas no tenían en regla ni la ITV ni el seguro.

Estas acciones, según insisten desde Tráfico, en ningún caso tienen objetivos recaudatorios, sino rebajar la edad media del parque automovilístico español y mejorar la seguridad en las carreteras del país. Más de la mitad de los vehículos que circulan por Aragón ya han superado los 10 años de antigüedad y, a pesar de ayudas como el plan PIVE, las dificultades económicas han obligado a miles de aragoneses a alargar la vida de sus vehículos.

De hecho, durante este 2013 se ha rebasado la barrera del 50% de vehículos con más de una década de vida, y la tendencia es que la edad media del parque aragonés siga aumentando. Mientras en 2012 el porcentaje de vehículos por encima de los 10 años era del 43%, ahora ya se encuentra en el 51,1%, ocho puntos más en solo unos meses. En cifras absolutas, más de 45.000 coches han cumplido la década en el último año, por lo que el número de vehículos 'antiguos' ha pasado de los 251.855 contabilizados en verano de 2012 a los 297.357 de la actualidad, según datos de MSI para la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (Faconauto).

Etiquetas