Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Sanidad

Oliván dice que la cifra en Aragón es "insignificante"

El consejero subraya que en la sanidad aragonesa trabajan 18.000 personas, las mismos que había cuando el PP comenzó a gobernar.

El consejero aragonés de Sanidad, Ricardo Oliván, ha asegurado que en Aragón las cifras de enfermeros interinos o eventuales a los que no se les haya renovado el contrato son "insignificantes".

Así lo ha indicado, en declaraciones a los medios de comunicación, después de que el presidente del Consejo General de Enfermería, Máximo González, haya asegurado que unos 10.000 enfermeros han sido despedidos en los últimos meses en todas las comunidades autónomas al no renovar los contratos de interinos y eventuales.

"Si hay alguna persona que ya no trabaja en el sistema, no creo que sea un dato como para hacer de esto una generalidad", ha recalcado Oliván.

El consejero ha subrayado, además, que en la sanidad aragonesa trabajan 18.000 personas, 16.000 fijos y el resto eventuales, los mismos que había cuando el PP comenzó a gobernar Aragón a mediados de julio del año pasado, y "no hay ninguna política en marcha dirigida a reducir esa plantilla", ha asegurado.

"No sé en el resto de España, pero aquí en Aragón no se puede hablar de despidos en esas magnitudes, ni mucho menos".

En relación con las movilizaciones convocadas por CSIF, UGT, CC.OO. y Cemsatse por los recortes en la sanidad -denuncian que en el último año se han dejado de cubrir alrededor de mil empleos en el sector y se han cerrado unidades y plantas en hospitales- y la petición de convocatoria de la Mesa Sectorial de la Sanidad, ha apuntado que la preside el gerente del Salud y no él, si bien no tiene "ningún inconveniente".

No obstante, ha considerado que la movilización tiene "carácter preventivo", porque no se han cerrado plantas o unidades ni se ha despedido personal, ni está "en riesgo" del sistema ni se busca la privatización.

Además, ha recalcado que no entiende que las medidas aprobadas por el Gobierno central se interpreten como un recorte o como el desmantelamiento del sistema y que los sindicatos digan que afectan directamente a los profesionales.

Otra cosa, ha dicho, son los pacientes, y en ese sentido, entiende que los pensionistas que hasta ahora no pagaban medicamentos se sientan perjudicados por tener que pagar, en la mayoría de los casos, un máximo de ocho euros al mes.

En cuanto a las sustituciones en verano, ha explicado que es una cuestión que todavía no se ha decidido y en su momento, si se toma la decisión, se tratará en la Mesa Sectorial de Sanidad.

Oliván y el presidente del Consejo General de Enfermería han hecho estas declaraciones, por separado, antes de que comenzaran en Zaragoza las 28 Jornadas de Enfermería en Traumatología y Cirugía Ortopédica, a la que asisten más de 400 enfermeros.

Etiquetas