Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Recuerdos

None

Estoy en el metro de la gran ciudad, y un anuncio de Aragón capta mi atención. Miro el collage de fotografías que lo forman y, en mi mente, otro collage se forma, el de mis propios recuerdos:

Veranos soleados bajo un cielo añil, horas de juego en las calles libres de coches, conversaciones en las calles hasta altas horas de la madrugada, baños refrescantes en el Río Martín, hacer senderismo por pinares y barrancos, disfrutar del patrimonio artístico y cultural, escuchar las campanas anunciando las horas, recorrer la senda del río en bicicleta, paladear tranquilamente su gastronomía, tocar en los actos de la Ruta del Tambor y del bombo… Son recuerdos de vacaciones, de dejarme llevar por unos días a un lugar en el que disfrutar de naturaleza, cultura y tradición se mezclan con el anhelado reencuentro feliz con familiares y amigos.

El metro se pone en funcionamiento, el cartel se aleja, pero por un momento, Albalate del Arzobispo está más cerca de mi corazón que nunca.

Judith Prieto Ayuda

Etiquetas