Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

TRÁFICO

Un nuevo choque en el tramo de la N-232 sin desdoblar se cobra la vida de un bebé

Otros seis ocupantes de los dos coches implicados fueron evacuados a Zaragoza. El alcalde de Mallén, indignado por el undécimo muerto del año, dice que la autovía es "irrenunciable".

Los 24 kilómetros sin desdoblar de la N-232 entre Mallén y Figueruelas se han convertido en una trampa mortal sin que el Ministerio de Fomento ponga remedio. La última vida que se ha cobrado este peligroso tramo es la de un bebé de siete meses, que murió ayer por la tarde en el choque frontal entre dos turismos. El impacto también provocó heridas a otros seis ocupantes que fueron trasladados a los hospitales Miguel Servet y Clínico de Zaragoza. El helicóptero del 112 tuvo que evacuar a la abuela del bebé, de 63 años, que presentaba un politraumatismo craneal y cuyo pronóstico era grave, al igual que la madre, de 29 años. Todos eran ecuatorianos.

Mientras los 95,5 millones de euros para convertir la carretera de Logroño en una autovía segura se han volatilizado de los presupuestos estatales, la sucesión de accidentes sigue imparable pese a las restricciones de velocidad y adelantamiento impuestas a modo de parche. De hecho, ya son once los fallecidos que acumula el tramo de la N-232 sin desdoblar en lo que va de año. Hasta ayer, el último muerto se había producido también en Mallén hace justo una semana. En ambos casos, fueron choques frontales.

La Delegación del Gobierno en Aragón informó ayer de que el accidente se registró a las 16.45 como consecuencia del choque frontal entre un Opel Zafira y un Opel Corsa en el punto kilométrico 295, en el término municipal de Mallén, muy cerca del límite con la comunidad foral de Navarra. El Opel Zafira invadió por una distracción el carril contrario, en dirección a Logroño, y chocó con el Opel Corsa que conducía la madre del bebé.

Más suerte tuvieron los ocupantes del Opel Zafira, en el que viajaba una familia que solo sufrió heridas leves: un hombre y una mujer de 39 y 38 años, respectivamente, y dos niños de 10 y 12 años.

Dos horas de retenciones

La Guardia Civil de Tráfico empleó dos horas en retirar con la ayuda de una grúa los turismos siniestrados. La operación provocó retenciones, ya que la carretera de Logroño tuvo un carril cortado durante ese tiempo y se fue dando paso alternativo en uno y otro sentido.

El alcalde de Mallén, el socialista Antonio Asín, no ocultó ayer su "indignación" por el enésimo choque en esta carretera, cuyo desdoblamiento vienen reclamando los municipios afectados desde hace años. Antonio Asín indicó que pedirá adelantar la reunión que tiene previsto mantener a finales de mes con el secretario de Estado de Infraestructuras, el oscense Víctor Morlán, y de la que le gustaría regresar con una solución pese al recorte inversor de Fomento. "La austeridad no puede privar del desdoblamiento a 24 kilómetros que son un embudo", sentenció.

El responsable socialista señaló que el desdoblamiento bien podría ejecutarse mediante la fórmula de la colaboración público privada que sí ha previsto Fomento para retomar la autovía entre Jaca y Navarra y para electrificar la línea ferroviaria Zaragoza-Teruel. "Los tiempos son los que son, pero el desdoblamiento de la N-232 es una prioridad irrenunciable. Hay fórmulas que se deben articular y quiero venir de la reunión con una solución", remarcó.

Su postura contrasta con la realidad presupuestaria del Ministerio de Fomento. La autovía de Logroño es una de las infraestructuras damnificadas por el recorte inversor pese a que los 95,5 millones necesarios para el desdoblamiento estaban recogidos en los presupuestos de este año con una partida plurianual que se alargaba hasta 2013. Ahora se ha eliminado y solo constan los 80.000 euros necesarios para terminar de pagar en 2011 la redacción del proyecto, que estará listo este mismo mes.

Sin fondos

El Ministerio no solo ha dejado la autovía sin fondos sino que ha descartado ejecutarla en 2011 por colaboración público privada, como dejó bien claro el secretario de Estado de Infraestructuras la semana pasada.

El alcalde de Mallén no pierde la esperanza, aunque de poco ha servido la presión del Gobierno de Aragón y de los parlamentarios socialistas en Madrid, que tan solo han podido enmendar las cuentas con una partida testimonial de 500.000 euros para el embalse de Biscarrués pese a defender públicamente la prioridad que suponía la A-68 para la Comunidad.

Etiquetas