Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

LOS MONEGROS

Planean invertir casi 180 millones en una central termosolar en Perdiguera

El municipio de Perdiguera quedará asociado en poco tiempo con la energía termosolar. Molinos de Ebro planea invertir 177 millones de euros en una planta de 50 megavatios de potencia en la localidad, una de las principales iniciativas de estas características que se tramitan en Aragón. Cuando se desarrolle, la central de Perdiguera producirá energía suficiente para abastecer a una ciudad de más de 100.000 habitantes, según los promotores.

El proyecto ha sido acogido muy favorablemente en esta localidad de Los Monegros, donde su desarrollo puede aportar grandes beneficios a las arcas municipales, y que además creará empleo. En concreto, habrá entre 35 y 40 puestos fijos cuando entre en funcionamiento; durante su construcción, podrían ser hasta 300 las personas que trabajen en el complejo. El Ayuntamiento ya manifestó en un pleno el pasado 20 de diciembre su apoyo a la implantación de la huerta solar.

En aquella sesión, y tras rechazar la firma de un convenio con la empresa promotora debido a que la planta irá ubicada en suelo particular, la corporación perdiguerana sí mostró su disposición, debido a los "efectos favorables" que tendría la central en la "economía de la zona", a buscar terrenos de titularidad municipal en caso de que Molinos del Ebro no llegase a un acuerdo con los propietarios.

El parque termosolar iría emplazado en una parcela de unas 200 hectáreas situada en una zona muy llana en la carretera de Farlete. La ubicación elegida ha sido muy estudiada por Molinos del Ebro, que instaló previamente equipos para medir la radiación solar que se producía allí.

Aún quedan muchos flecos por cerrar, pero la iniciativa está muy avanzada. Ayer, el Servicio Provincial de Industria sometió a información pública el proyecto. Más adelante, el Inaga deberá resolver la correspondiente evaluación de impacto ambiental.

El proyecto arrancó en 2005, y ya están en vías de solución las principales variables que requiere una iniciativa de este volumen: el suministro de agua, la evacuación, el gas y la adquisición del suelo, además del mencionado estudio medioambiental, según confirmó ayer José Miguel Villarig, consejero de Molinos del Ebro. Si no hay contratiempos, las máquinas podrían empezar a trabajar en el plazo de un año.

Villarig agradeció la "receptividad" que la empresa había encontrado en el Ayuntamiento de Perdiguera e hizo hincapié en los "importantes ingresos" que reportará al municipio a través de licencias e impuestos. El responsable de la promotora quiso destacar asimismo que la puesta en marcha del parque termoeléctrico supondría la emisión de entre 250 y 300.000 toneladas menos de CO2 a la atmósfera.

La energía termosolar -que no hay que confundir con la fotovoltaica- es, junto con la biomasa, la alternativa con más futuro en España. Hay varios proyectos de huertas termosolares en Aragón, como en localidades de Azaila, La Puebla de Híjar y Castelnou, todas en Teruel, y de Lanaja, en Huesca entre otras.

En la planta de Perdiguera se aplicará la técnica más probada para esta energía, la de colectores cilíndrico-parabólicos, según fuentes de la empresa promotora.

Plantas de energía eólica

Esta no es la única iniciativa de energías renovables que se está emprendiendo en el término municipal de Perdiguera. Ya hay una planta de energía eólica en funcionamiento, la de la Virgen de la Peña de Alfajarín, que produce 30 megavatios. Mientras, se está ultimando la puesta en marcha de una segunda, que podría desarrollar hasta 48 megavatios. Y, finalmente, también Molinos de Ebro contempla la producción de este tipo de energía alternativa en Perdiguera, ya que planea impulsar un parque de otros 30 megavatios.

Etiquetas