Despliega el menú
Afición

Afición

El Olivar asume el mando

La igualdad manda tanto en la parte alta de la tabla como en los puestos calientes.

El ecuador de la competición ofrece un fiel reflejo de lo que está resultando ser el grupo 6 de la Liga Nacional Juvenil: la igualdad manda tanto en la parte alta de la tabla como en los puestos calientes. Pero una cosa está clara y es que El Olivar, líder con 33 puntos, ha asumido el mando de la clasificación tras siete jornadas en el primer escalón.

Sus perseguidores, Real Zaragoza y Montecarlo, ambos con solo tres puntos menos, tienen mucho que decir. Los primeros por entidad, nombre y plantilla, uno de los mejores conjuntos que mejor fútbol está realizando; y los segundos, que hasta al momento han presentado una clara candidatura a estar arriba, tendrán mucho que decir en el último tramo de la competición si resisten el inicio de la segunda vuelta.

No podemos olvidar, por otro lado, al Huesca y al Ebro, dos equipos con dos plantillas excelentes, muy fuertes arriba, y que de seguir así también tendrán voz y decisión en el tramo final de la temporada. Lo mismo ocurrirá con un Stadium Casablanca con mucho potencial que ha ido de menos a más y ya está metido de lleno en la persecución de los primeros puestos. Muy de cerca les sigue el Calatayud, sin lugar el cuadro revelación de la liga, que tras el cambio de entrenador ha logrado una brillante racha de victorias consecutivas y que, de ganar el partido que tienen suspendido, acabarán con 26 puntos la primera vuelta.

La zona media, por su parte, muestra una fotografía de varios equipos que han sufrido muchos resultados inconexos y han basado su trayectoria, hasta el momento, en la irregularidad. El Oliver, con un conjunto muy equilibrado, sea quizá una de las decepciones de la campaña, pero todavía está a tiempo de demostrar sus posibilidades. El San Gregorio, con un arranque excelente, y el Balsas, que ha ido de menos a más, tampoco han sabido encontrar una dinámica regular hasta la mitad de temporada.

Escalerillas, La Litera, Teruel, Valdefierro y el resto de conjuntos tampoco quieren quedarse callados. Unos para luchar por salir del pozo, y otros para ofrecer, al menos, buenos partidos ante rivales de más entidad. Queda la mitad por disputarse y los tópicos mandan en este interesante grupo aragonés: cualquiera puede ganarle a cualquiera y ya hay ejemplos que han hecho caer a más de un Goliat. La suerte está echada.

Etiquetas