Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Moda

Balenciaga renace de sus cenizas con el diseñador del momento Demna Gvasalia

Este diseñador trabajó en el pasado con Martin Margiela y Louis Vuitton antes de crear una de las firmas mejor consideradas del momento, Vêtements.

Efe. París Actualizada 06/03/2016 a las 22:38
Etiquetas

El diseñador georgiano Demna Gvasalia presentó este domingo en París su primera colección al frente de la firma Balenciaga, posiblemente el desfile más esperado de la semana, en el que trató de aunar su amor por la moda urbana con la tradición "couturier" de la famosa "maison" del modista vasco.

Gvasalia tomó las riendas de la firma el pasado mes de octubre después de la despedida de Alexander Wang, cuya relación con Balenciaga no llegó a cuajar.

A sus 34 años, el diseñador, nacido en Georgia y formado en Alemania y posteriormente en la prestigiosa Royal Academy of Fine Arts de Amberes, en Bélgica, había trabajado anteriormente con Martin Margiela y Louis Vuitton antes de crear una de las firmas mejor consideradas del momento, Vêtements.

Esta marca que empezó a desfilar en París en 2014 se ha hecho famosa gracias a su estilo anti-chic, conocida por su espíritu político y sobre todo por el anonimato en el que nació, no por crear un halo misterioso sino porque sus contratos con otras marcas les impedían colocar sus nombres en un proyecto propio.

Los siete diseñadores detrás de Vêtements, que se habían formado juntos en Maison Martin Margiela y Louis Vuitton, decidieron crear esta firma valiéndose de la estructura de la industria pero con nuevos métodos, como no usar modelos profesionales en sus desfiles o la elección de espacios poco habituales, como una iglesia.

Ahora, Demna Gvasalia ha salido del anonimato para compaginar su trabajo en su marca con la dirección de la histórica "maison" Balenciaga en una colección que ha sido muy apreciada por los invitados.

Un estilo moderno con anoraks y cazadoras deportivas, chaquetas en piel estilo "biker" y abrigos forrados con piel de borrego que se llevaron abiertas y caídas por los hombros.

Las faldas en lana, lisas y estampadas terminaban por debajo de la rodilla, combinadas con altas botas de piel y camisas masculinas sin planchar, sello de Gvasalia.

El joven creador georgiano supo recuperar el estilo de Balenciaga, con prendas de sastrería, como trajes de chaqueta y falda rígidos de cintura para abajo, pero incluyó pantalones vaqueros, elevadas plataformas, tejidos brillantes y grandes accesorios.

También hubo espacio para un ligero toque de color, en una original propuesta de total looks florales, zapatos incluidos, con vestidos rectos, siempre hasta la altura de la rodilla, con mangas o en palabra de honor.

Por su parte, la marca John Galliano, que continúa su carrera sin el diseñador gibraltareño, presentó su colección en el Lycée Carnot, un histórico instituto situado en el Boulevard de Malesherbes en el que estudiaron el expresidente Jacques Chirac, el antiguo director del FMI Dominique Strauss-Kahn o el actor Jean Reno, entre otros.

El diseñador británico, Bill Gaytten, colaborador de Galliano durante décadas y ahora director creativo de la casa, se inspiró en la vestimenta militar de los cuadros de Goya en una colección de abrigos masculinos que se adaptaron a las siluetas femeninas, alternando con delicados vestidos de organza para la noche.

Tras el desfile, Gaytten se confesó admirador de ese estilo ecléctico, tan peculiar de la firma que hoy quiso recuperar para su desfile.

"En el desfile están las piezas clásicas y los códigos de Galliano: un estilo sin reglas, mezclando un poco de estoy y un poco de aquello", explicó Gaytten a Efe.

Las modelos lucieron abrigos y levitas de lana en azul marino y verde militar sobre vestidos transparentes que se llevaron además con botines planos de tela en tonos beige.

Pantalones fluidos sobre sandalias planas, vestidos de seda sobre pantalones y abrigos de cuero en la que podría haber sido la última colección de la diseñadora Phoebe Philo al frente de Céline, que presentó su colección en el Tennis Club de París.

La creadora, una de las más valoradas de su generación, apostó por una paleta de colores claros, en marfil, crema y "nude" con algunos brochazos de azul o negro.

En esta ocasión, Céline pareció querer combinar todas las prendas en un solo look con un efecto muy acertado, de apariencia sofisticada pero cómodo y fácil de llevar.

La estética de pijama también volvió a la pasarela con estilismos compuestos por camisa y pantalón ancho con detalle bicolor en el cuello.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual