Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Madrid

Educación aparta a la directora del colegio de Casarrubuelos tras la polémica de los mensajes vejatorios a alumnos del centro

Proponen abrir expediente a seis maestros de los once profesores participantes en los mensajes.

Europa Press. Madrid Actualizada 10/04/2015 a las 14:40
Etiquetas
6 Comentarios

La Consejería de Educación, Juventud y Deportes de la Comunidad de Madrid suspenderá cautelarmente de sus funciones a la directora del colegio público Tomé y Orgaz, en Casarrubuelos, tras la polémica del envío de supuestos mensajes a través de whatsapp entre profesores con contenido vejatorio hacia alumnos del propio centro.

Fuentes del departamento que dirige Lucía Figar han señalado que la Inspección Educativa de la Dirección General del Área Territorial Sur ha propuesto abrir expediente disciplinario a seis maestros de los once profesores participantes en dichas conversaciones además de la suspensión cautelar de sus funciones y correspondiente expediente disciplinaria a la directora.

El informe también propone, "considerando que alguna de las manifestaciones pudieran haber vulnerado los derechos de los menores citados en las conversaciones publicadas", su traslado "a la Fiscalía de Menores para su conocimiento y valoración".

El informe considera que la directora del centro y también administradora del grupo de conversaciones "en ningún caso debió permitir que se vertieran ese tipo de comentarios por los miembros del grupo" que podrían considerarse "vejatorios, denigrantes e improcedentes del personal docente a su cargo".

Según el mismo informe, estos hechos "podrían considerarse como una vulneración" de la ley 7/2007 del Estatuto Básico del Empleado Público y el Real Decreto 33/1986 del Régimen disciplinario de los funcionarios de la Administración del Estado.

El informe de la inspección educativa ha propuesto también la apertura de expedientes disciplinarios para 5 profesores del grupo de conversaciones por los "comentarios vertidos", y a la jefa de estudios del centro del mismo grupo porque "en ningún caso debió permitir" dichos comentarios que podrían "considerar vejatorios, denigrantes e improcedentes" por parte del personal docente.

El documento de las inspección también considera en estos casos que podrían ser "constitutivos de una vulneración" de la ley 7/2007 del Estatuto Básico del Empleado Público y el Real Decreto 33/1986 del Régimen Disciplinario de los funcionarios de la Administración del Estado. Tres de estos cinco profesores para los que se propone expediente disciplinario no se encuentran actualmente en el colegio Tomé y Orgaz impartiendo clase.

La inspección recoge además en su informe que "considera conveniente una reconvención" a otros cuatro profesores del mismo grupo de conversaciones a cargo del director del Area Territorial, de cuyas "intervenciones en las conversaciones publicadas no se desprenden comentarios, en principio, que pudieran ser punibles".

La Consejería de Educación ha asumido las propuestas de este informe de la inspección educativa para proceder inmediatamente a la apertura de todos los expendientes disciplinarios y la suspensión cautelar de funciones para la directora del centro.
 

Polémica con el Whatssap 

El alcalde de Casarrubuelos, Juan José Huélamo, presentó el pasado sábado una denuncia en el cuartel de la Guardia Civil de Griñón después de conocer que, supuestamente, profesores del colegio público de la localidad que dirige habrían escrito mensajes con contenido vejatorio sobre algunos de sus alumnos.

Inspectores de la Consejería de Educación han estado investigando esta semana los presuntos mensajes vejatorios, tomando declaración a todos los profesores y al equipo directivo supuestamente implicado en la redacción de estos mensajes vejatorios.

La polémica surgió el viernes pasado cuando de madrugada aparecieron unos panfletos en los buzones de una parte del pueblo que recogían unos mensajes privados que un grupo de docentes se habría intercambiado a través del teléfono móvil. Al parecer, en ellos se proferían insultos contra los alumnos y padres y madres y alumnos del centro público.


  • caganidos11/04/15 11:01
    Existen ya varios programas espias con los cuales se puede acceder a whatsaap ajenos. Si los alumnos eran poco o nada aplicados supongo que los profesores lo unico que hacian era hablar de sus dificultades en el trabajo. Esta sociedad cada vez se parece más al mundo al reves.
  • observador11/04/15 08:16
    Entonces y por ejemplo, ¿si dos personas que hablar mal de otra por teléfono, con comentarios poco agradables para esa persona, les podría poner una demanda por haber hablado mal de ella?. En este caso concreto y al margen de lo poco afortunado de los comentarios, los profesores no han cometido ningún delito, quien si lo ha hecho ha sido quien ha publicado esos comentarios privados o quien ha accedido a ellos por medios no legales, pues en lógica nadie enseña a nadie sus intimidades. Una persona puede tener de otra una opinión y expresarla de forma privada, así que no veo que delito han podido cometer los profesores, ¿o acaso no pueden hablarse entre ellos las pocas luces que tienen un alumno determinado?
  • Jose (de Aragón).11/04/15 01:14
    Se supone que el whatsapp es inviolable. Así que en principio, lo ha tenido que difundir alguien del grupo, sea imprimiéndolo y buzoneandolo después, sea enviando la conversación a otro usuario mediante copia y pega. Privado o no, lo que habría que mirar es a qué hora se han estado "wassapeando" los profesores... y si lo han hecho con su línea o utilizando el wifi y/o un ordenador del centro educativo. Es paradójico, pero en la era de internet y los smartphones lo mejor para garantizarse una conversación privada es recurrir al cara a cara... y vigilar que no haya cerca orejitas.
  • santi10/04/15 18:17
    El problema que los padres llevan los niños al colegio a estudiar y los profesores van allí a enseñar y no a criticar a nadie, que pare eso es su trabajo, y si no, que se busquen otro tipo de trabajo si para el suyo no valen
  • Esgarringlao10/04/15 17:18
    Esto es el mundo al revés. Deberían detener al que ha robado y difundido esas conversaciones privadas y hacer que indemnice a los profesores, o si no que lo paguen los padres del "ladrón". Esas conversaciones son privadas y difundirlas es tan ilegal como pinchar un teléfono y difundir las conversaciones efectuadas. Yo puedo tener la opinión que quiera de quien sea y manifestarlo de manera privada. Si fuese la profesora pondría 2 denuncias: la primera a la consejería por apartarla del cargo ilegalmente y la segunda al artífice del robo y los panfletos. mucho ánimo a la profesora. los alumnos afectados deberían denunciar al que ha publicado esos panfletos.
  • Juan10/04/15 15:06
    Son conversaciones privadas, en canales de conversación privados y los profesores tienen todo el derecho a manifestar en privado y fuera del colegio cualquier cosa. Como lo tienen los padres y los alumnos, que constantemente en grupos de whatsapp o en conversaciones de patio hacen lo mismo que esos maestros y vierten opiniones tanto o más vejatorias sobre los profesores que las de éstos. Lo que es delito es difundir públicamente esas conversaciones privadas.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual