Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

AGRICULTURA

Los huertos alegales recortan un 40% las ventas de los hortelanos en Zaragoza

La Asociación de Hortelanos de Zaragoza denuncia la competencia de las grandes superficies, la proliferación de explotaciones sin ningún control y robos en sus cultivos.

PEDRO ZAPATER. ZARAGOZA Actualizada 28/05/2011 a las 12:53
Etiquetas
26 Comentarios
Huerto urbano en la calle de las Armas, en ZaragozaP. Z.

Como si de una plaga se tratase. El sector hortelano de Zaragoza acusa unas pérdidas del 40% en sus ventas durante el último año. Esto supone una merma de unos 400.000 kilos de fruta y verdura, de los cuales casi 100.000 son robados. En una sola noche, los ladrones pueden llegar a sustraer entre 300 y 400 coles o 300 kilos de borraja.

Además de los robos, la Asociación de Hortelanos de Zaragoza se muestra indignada por la indefensión que sufren ante la competencia de grandes superficies y la explotación sin ningún control de varios cultivos de la ciudad.

En la capital aragonesa existen varios terrenos dedicados al cultivo de verduras y hortalizas en espacios urbanos. Al margen de la proliferación de huertos alegales, en la periferia de la ciudad, estos cultivos tienen como finalidad acercar al ciudadano la agricultura: a través de la docencia, en huertos escolares: y el aprovechamiento y cuidado por entidades sociales, como el centro de mayores de San Blas, el colegio Santo Domingo y el centro de tiempo libre Cadeneta, en la calle de las Armas.

Este céntrico huerto forma parte del proyecto 'Estonoesunsolar', que recupera solares degradados del la ciudad para darles un nuevo uso. En este caso, el huerto es un éxito y en el asoman ya lechugas, tomates, cebollas y acelgas.

También existen iniciativas similares en el barrio de San José, Miralbueno, los minihuertos de la carretera de Castellón y Monzalbarba (de carácter privado), o la futura concesión de huertos sociales en Parque Goya.

En el Parque Luis Buñuel, junto al jardín botánico, se encuentra un extenso terreno con gran variedad de verduras,  y hortalizas: espárragos, lombardas, habas, alcachofas, acelga, cardo, patata, lechuga, espinaca, repollo, borraja..: Y hierbas aromáticas como lavanda, orégano, cebollino, hierbaluisa, salvia, romero, hierbabuena, ajedrea y romero...

Según fuentes municipales, este huerto está a disposición de los viandantes y usuarios que quieran hacerse con alguno de sus productos, previa petición a los jardineros que cuidan de este espacio, ya que «hay que tener experiencia para recolectar los cultivos». Allí acuden algunos ciudadanos incondicionales que vigilan el crecimiento de cada especie, aunque también «hay gente que no respeta nada y arrancan lo que quiere, a plena luz del día, incluso cuando estamos trabajando», afirma uno de los jardineros.

Las cosechas que no se recolectan se dejan «a modo de exposición». En general, las verduras y hortalizas de estos cultivos no se donan a entidades sociales porque «no son variedades de mucha calidad para el consumo», explican desde el Consistorio.

Para Manuel Calle, presidente de la Asociación de Hortelanos de Zaragoza, esta proliferación de huertos, tanto de uso público como privado, no le parece mal siempre y cuando su aprovechamiento «se destine a fines sociales y no a la comercialización fraudulenta, como está sucediendo en algunos casos». Calle incide en que «el sector hortelano en Zaragoza está sufriendo las consecuencias de una situación ya de por sí complicada« y que, ahora, tienen que enfrentarse a la proliferación de huertas alegales que venden sus productos a particulares y comercios sin someterse a controles ni asumir los costes que este gremio tiene que soportar; por lo que la competencia es desleal.

El auge de este tipo de huertos sociales se extiende en los barrios zaragozanos como una iniciativa que busca armonizar el entorno urbano y las relaciones vecinales y que, hasta ahora, no supone ninguna fricción con la Asociación de Hortelanos de Zaragoza. La protesta de este colectivo se centra en la mala práctica comercial que hacen algunos propietarios de huertos privados, por lo que exigen a la administración su colaboración para erradicar los huertos ilegales y la inmediata aplicación de las normas municipales de comercialización.


  • Miguel Martínez Tomey28/05/11 00:00
    ¡Ah, lo olvidaba!: si alguien quiere conocer el proyecto Agros de primera mano, se lo puede descargar en http://chazaragoza.files.wordpress.com/2011/04/cha-proyecto-agros1.pdf
  • javier herrero sebastian28/05/11 00:00
    Lo que he entendido de éste articulo es que la Asociación de hortelanos, es de el hacer uso del cultivo del huerto para obtner un beneficio económico, vendiendo sin estar dado de alta en Hacienda ni en la seguridad social, es decir, sin pagar impuestos y de ésta forma ejercen una competencia desleal frente al resto que pagan sus impuestos y el margen que les queda no es el mismo. Creo que en ningún caso hacen referencia a la gente que cultivan su huerto para consumo propio.
  • Jonás28/05/11 00:00
    Albertolop, lo que cuentas, a mí también me ha pasado. En el mercado, salvo que vayas con tu madre o tu suegra, los fruteros/as espabilaos/as (por aquello de la paridad) te quieren colar lo peor. Hay que estar muy al loro. Pienso que es una mala estrategia por su parte, porque si no tratan bien a los jóvenes que les da por ir al mercado en lugar de al Híper, a futuro lo tienen mal (por aquello del relevo generacional...). Ojo, que a mí sólo me ha pasado en la frutería (en varias), pero no en otros puestos. Por centrar el tiro, hablo del barrio de las Delicias (sin identificar el/los mercado/os en cuestión).
  • Lo que veo todos los dias28/05/11 00:00
    Albertolop por esa razón yo creo que los pequeños comercios de alimentación han disminuido aunque te falta añadir la poca gracia que hacia que de repente venga la abuela de turno diciendo "me tienes preparado lo mio" y entonces se plantaba delante de ti y se colaba y el de la tienda no decía ni muuu.
  • carlos28/05/11 00:00
    y digo yo de que se quejan si en cada explotacion agricola de estos labradores la tierra la lleva el hijo y alli trabajan el padre (jubilado) la madre (sus labores) y todo el que pillan por alli al pago de 2 lechugas o dos matas de borraja.Solo faltaria que lka persona que se quiera cultivar lo suyo no pueda. Por favor mas seriedad y buscar los problemas en otro sitio que los hay.Los carniceros no se quejan de los animales que criais para vuestro consumo,con el consiguiente riesgo de enfermedades.
  • Piratilla28/05/11 00:00
    Señores, que el negocio está en ser intermediario!!! Ahí tenemos a los supermercados, tiendas, banca... si te toca producir te pagan una miseria en cambio esa "superlabor" de coger el producto y ponerlo en un estante (ya sea ropa, comida o dinero) se lleva márgenes que en muchas ocasiones superan el 100%. La banca os paga un 3% y lo presta al 7%, en los bares te cobran 1.50 por una lata de refresco que ya en un super se puede comprar por 0.5, a la ambar por 0.4 o 0.3 y aún así se llevan beneficio... Esto mismo pasa con lechuga, tomates, camisetas, vaqueros etc etc. Agricultores, realizar integración vertical y vender vosotros. Hemos pervertido la cadena de valor dando más beneficio a quienes realizan funciones superfluas para el producto.
  • David28/05/11 00:00
    Soy un hortelano de ciudad que disfruta de sus ratos de ocio junto a su familia en un minihuerto de la carretera de Castellón. La verdad es que no sabía que pudiera causar tan grave perjuicio al sector agrícola con 50 metros de tierra donde he plantado tomates, borraja, lechuga,... para que mis hijos aprendan que las verduras y hortalizas no crecen en las estanterías del Mercadona. Ya me disculparan los intermediarios que cada día empobrecen más al agricultor para pagar las letras de sus Mercedes.
  • pepe28/05/11 00:00
    a los hortelanosde aragon les digo dos cosas: primero cooperativa y venta directa. segundo para cuando va a llegar a aragon la horticultura industrial, pasate por el ejido por almeria, por holanda, y me han dicho que hay uno en san mateo.cuando veas la altura de las plantas de: berenjenas, judias verdes etc alucinaras a colores . el clima no tiene nada que ver en la agricultura industrial. es como criar pollos o gallinas de corral o en granjas
  • arrabalzgz28/05/11 00:00
    Centrar las críticas en los huertos urbanos es carecer de argumentos. Le voy a decir a mi hijo que hable con el director de su cole "público" que inicie la tramitación de las ayudas públicas por abandono de tierras y deje de cultivar los tres metros cuadrados. Me parece correcto que alcen la voz de alarma por los robos, pero su malestar no tiene sentido en esta sociedad "capitalista" donde el mercado es quien manda. Les aconsejo a la Asociación de Hortelanos de Zaragoza que se especialicen a la hora de salir al mercado. Les aseguro que los consumidores estamos deseosos de tomar tomate con sabor a tomate, con su piel incluida; de borraja correctamente presentada, de alcachofas bien prietas, de acelgas formadas... Les sugiero, como se hace en muchos municipios del País vasco, que organicen días de meercado en las plazas con la UNICA condición que los productos deben ser de la tierra, y eso es condición indispensable.
  • jose28/05/11 00:00
    No echar balones fuera buscar nuevas vias de venta unirse y cooperar ,imaginacion al poder, en cataluña llevan años vendiendo directo del payes al usuario, en puestos en los mercados y en determinados dias en los que pueden vender los productos propios de la zona y no de fuera.Y los propios vendedores venden productos de la huerta de la zona incluso sin pasar por los grandes centros de distribucion
Ver más comentarios


Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo