Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Real Zaragoza

...y distanciados en el Ayuntamiento

Ningún miembro de la Fundación ni gran parte del Consejo de Administración del Real Zaragoza asistieron a la recepción del alcalde Santisteve, por  las diferencias vigentes a cuenta del estadio de La Romareda.

Paco Giménez. Zaragoza Actualizada 18/08/2016 a las 19:35
La plantilla del Real Zaragoza, en la foto de familia en la recepción en el ayuntamiento de la ciudad.José Miguel Marco

La imagen más llamativa de la jornada en los actos programados por el Real Zaragoza con motivo del arranque oficial de la temporada 2016-17 fue la ausencia de la Fundación Zaragoza 2032 y prácticamente todo el Consejo de Administración en la recepción del alcalde, Pedro Santisteve, en el ayuntamiento de la ciudad. Los patronos y casi todos los consejeros, que sí habían estado presentes en el evento previo en la basílica del Pilar, no quisieron hacer acto de presencia en la casa consistorial, a la que solo se acercó el presidente, Christian Lapetra, acompañado por director general, Luis Carlos Cuartero; el secretario general, Paco Checa; el director financiero, Mariano Aured; y los miembros del área deportiva Narciso Juliá y Albert Valentín, junto, por supuesto, toda la plantilla de jugadores, técnicos y auxiliares. 

Las diferencias sobre el presente y el futuro del viejo y maltrecho estadio de La Romareda continúan activas entre los ediles y los dirigentes de la SAD zaragocista y, pese a que el alcalde, en una pose puramente política, no quiso ahondar en las mismas, la ausencia del Consejo de Administración del club en el ayuntamiento en un acto tan concreto como tradicional las puso de manifiesto explícitamente. Lapetra apenas ocupó un minuto y medio en su discurso ante los munícipes. El presidente pasó de soslayo sobre el mar de fondo que existe desde hace meses entre ambas instituciones, la política y la deportiva: "Mi agradecimiento a la corporación por este recibimiento, que supone el apoyo a este proyecto que vamos a compartir", dijo de entrada con cortesía.

En el final de su breve plática, Lapetra describió con nitidez e intención el papel de los actuales gestores de la SAD zaragocista, por cuyo estado financiero estuvo en su día abocada a la liquidación y que, ahora, continúa en un trance de complicada salida de no mediar la confluencia de más vectores de apoyo a su gestión. "Sentimos la exigencia que supone abanderar la confianza que en el Real Zaragoza depositan los zaragozanos. Ese respaldo social conlleva una responsabilidad que no dudamos en asumir, como lo hemos hecho siempre desde la llegada al club de la Fundación Zaragoza 2032", comenzó enfatizando el presidente ejecutivo. "Nuestra labor ha sido trabajar por intentar garantizar la estabilidad, en todos los órdenes, a una de las instituciones más queridas en Zaragoza y en todo Aragón. Pero ese empeño ha de contar necesariamente con el respaldo de todos, solo desde una visión común, es posible garantizar el futuro de una institución querida, respetada y valorada por la inmensa mayoría de los zaragozanos, de la que se sienten singularmente orgullosos. La búsqueda de una vía común por la que conducirnos juntos ha de ser la garantía para que esta iniciativa sea capaz de lograr el éxito, que será una alegría compartida y, sin duda, patrimonio de todos", remató Lapetra de manera incisiva

Posteriormente, Pedro Santisteve, que había dado la bienvenida a los miembros del club con un primer discurso protocolario, volvió a hacer declaraciones ante la prensa en las que poder contestar a la evidente ausencia de todos los patronos de la Fundación Zaragoza 2032, de la mayoría del Consejo de Administración del Real Zaragoza y al contenido de lo dicho por Christian Lapetra instantes antes. "Algo me han comentado de algún tipo de desencuentro, pero yo no he tenido conocimiento, ni oficial ni extraoficialmente, de tal circunstancia hasta hace breves minutos", ha puntualizado el alcalde al respecto de la falta de sintonía puesta de manifiesto. "No le quiero dar ninguna trascendencia. Porque la relación de buena entente y de que cada uno asuma sus responsabilidades, se va haciendo. No sé porqué no han venido. Preguntárselo a ellos", ha instando el primer edil a la prensa.

Santisteve, que aseguró que seguirá yendo al fútbol, no así al palco. "A mí me da igual estar en el palco que en cualquier otra localidad. Tengo los suficientes amigos, que me invitan si no me invitan al palco. Pero dudo mucho que al alcalde no se le invite al palco. Yo no aspiro a ir al palco. No quiero prebendas ni privilegios de ningún tipo", respondió. El alcalde, que confirmó que las obras de reparación de algunas partes de la estructura del estadio van a estar concluidas en los próximos días, volvió a insistir en que su intención es pasarle la factura al club: "Hay un arrendamiento en precario y se supone que todo el mantenimiento lo tiene que asumir el club. Los problemas de seguridad los solventaremos, pero esto hay que hablarlo con el club", redundó.

El máximo responsable del consistorio zaragozano quiso subrayar que "el buen trato y el diálogo sigue imperando entre ambas instituciones, pero esta incertidumbre sobre el futuro de la remodelación de estadio viene provocada por la falta de dinero, tanto de la ciudad como del club, por lo que se hace necesaria la participación de otros organismos y agentes, públicos y privados, para poder hablar en profundidad del asunto", concluyó.
 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual